Grado / Oviedo,

L.VALDÉS / J. A. ORDÓÑEZ

El minero tinetense detenido el miércoles en Santa María de Grado por lanzar cohetes contra un helicóptero de la Guardia Civil fue puesto ayer en libertad con cargos, tras prestar declaración en el Juzgado de Grado. La fiscalía había solicitado el ingreso en prisión provisional de J. M. F. M., al apreciar riesgo de que repitiese este tipo de ataques. Sin embargo, finalmente, el detenido salió libre pasadas las cuatro de la tarde, aunque con la obligación de comparecer a diario en el Juzgado.

En su declaración, el minero, de 36 años de edad, que está acusado de atentado a la autoridad y desórdenes públicos, negó rotundamente su participación en ningún hecho delictivo, tal y como explicó su abogado, Marcelino Suárez Barón. Los compañeros de J. F. M. F. que se concentraron en las inmediaciones del Juzgado -junto a su padre y su novia, visiblemente nerviosos y preocupados- hicieron todo lo posible para que los fotógrafos no pudieran tomar imágenes del minero, que había pasado la noche previa en el cuartel de Rubín en Oviedo. «Es una persona muy tímida y tranquila, que jamás se mete en líos. Basta verle la cara para saber que es una buena persona. No habla por no molestar. Lo que pasa que está pagando por lo que hicieron otros descarriados», aseguraron algunos de los mineros, mientras aguardaban impacientes la salida del tinetense del Juzgado. Estas mismas fuentes acusaron ayer a la Guardia Civil de haber pinchado las ruedas de varios vehículos de mineros para impedirles su marcha.

Por su parte, el secretario del comité de empresa de la firma minera Uminsa en Tineo, José Manuel Pedraza, denunció «la represión policial a la que estamos sometidos y que se haya tratado a nuestro compañero como un terrorista sin tener pruebas». «Es más, hay testigos de que él no participó en el hechos por los que le quieren condenar», subrayó el dirigente sindical, en línea con los compañeros del tinetense.

Por otra parte, los piquetes mineros provocaron cinco cortes de carreteras durante la mañana de ayer en Asturias. Además, a primera hora, el servicio ferroviario de Renfe estuvo interrumpido a partir de la estación de La Felguera por la presencia de una barricada en las vías a la altura de Ciaño. En cuanto a la red de Feve, hubo numerosos cortes de tráfico a lo largo de la mañana, aunque todos ellos de corta duración.

En la provincia de León, un tren de mercancías chocó al amanecer contra una barricada, formada por tubos y maderas, que los piquetes habían colocado sobre la vía entre las localidades de Albares y Torre del Bierzo. El percance se saldó con daños materiales en la máquina locomotora. El accidente ocurrió a las 08.00 horas y provocó la interrupción del tráfico ferroviario en la zona durante varias horas. El servicio se recuperó a las 15.54 horas, según la Subdelegación del Gobierno en León.