Oviedo, José A. ORDÓÑEZ

El Grupo Socialista en la Junta General del Principado exigió ayer al diputado popular Alfonso Román López que devuelva el dinero que habría «defraudado» a la Cámara por haber cobrado dietas de kilometraje como residente en Tapia, cuando, según el PSOE, es «público y notorio» que este parlamentario vive en Oviedo. Los socialistas estiman que Román López percibió de «forma indebida» unos 62.000 euros por este concepto, mientras que el diputado del PP sostiene que la retribución es legal, por cuanto pasa 183 días al año en Tapia y, en consecuencia, la ley convierte a esa villa del Occidente en su lugar oficial de residencia. En cualquier caso, Román López ha emplazado al PSOE a que, en el caso de que albergue dudas sobre la legalidad de los cobros, acuda a los tribunales de justicia, una vía que, al menos de momento, los socialistas no van a emprender.

Los diputados autonómicos tienen un sistema de dietas por kilometraje que se diferencia del habitual en el sector privado y en la función pública en que es fijo y no va en función de los desplazamientos que se realicen. Los diputados que viven en Oviedo cobran por este concepto 27,96 euros mensuales. Los que tienen su residencia fuera de la capital asturiana multiplican el número de kilómetros que separan su localidad de Oviedo, ida y vuelta, por 0,186 euros y por 30 días al mes.

Además de exigir a Román López la devolución de un dinero cobrado de forma «indebida», el PSOE también reclama a la presidenta del PP asturiano, Mercedes Fernández, que tome «medidas» ante lo que considera «fraude de uno de sus diputados a la institución a la que representa». Se trata de algo obligado, según los socialistas, para «cumplir con la mínima honestidad y ética que debe regir el comportamiento de los representantes de cualquier institución». En esta tesitura, el PSOE entiende que si la presidenta del PP no reacciona, exigiendo a Román López que devuelva el dinero, «también quedará en entredicho su actuación». Y es que, a su juicio, «Fernández dice reclamar la disminución salarial de los diputados, mientras permite que uno de los suyos aumente su sueldo mintiendo a la Junta».

El PSOE insiste en que «todo» lo cobrado por Román López desde el inicio de la legislatura es «indebido», por cuanto «vive en Oviedo y no puede percibir dietas, a excepción de los 29,76 euros establecidos para los parlamentarios con residencia en la capital».