13 de junio de 2017
13.06.2017

Al banquillo por romperle dos dientes a un taxista que le preguntó si necesitaba transporte en Noreña

La Fiscalía pide 4 años de cárcel para el agresor por golpear "con saña" a la víctima

13.06.2017 | 12:44

Dos dientes rotos, desprendimiento de vítreo del ojo izquierdo, edemas, hematomas y fractura del tabique nasal fueron algunas de las consecuencias de la agresión que sufrió un taxista de Noreña que le preguntó a un hombre si necesitaba transporte. El acusado, que actuó "con saña" se enfrentará mañana en la Audiencia Provincial a una petición de la Fiscalía de cuatro años de cárcel.

El escrito de acusación provisional del fiscal relata que sobre las seis de la mañana del 20 de septiembre de 2015, el taxista circulaba por la calle Fernández Ladreda de Noreña cuando vio a una persona que se le quedaba mirando. Entonces detuvo el vehículo, bajó la ventanilla y le preguntó en dos ocasiones si quería que le llevase a algún lado.

Para su sorpresa, el hombre se dirigió al vehículo y le propinó un puñetazo en la cara. El taxista se quitó el cinturón y se bajó del coche, pidiéndole que se calmara pero el acusado, según la Fiscalía, "volvió a golpearle con saña en la cara".

El informe médico que maneja el fiscal indica que a consecuencia de la agresión el taxista sufrió múltiples lesiones: hemorragia subconjuntival en ojo izquierdo con edema de párpados y desprendimiento de vítreo posterior del ojo izquierdo. Fractura de las piezas dentales 11 y 21 (incisivos) y herida en mucosa del labio superior. Hematoma septal, fractura luxación de tabique nasal y trastorno adaptivo. Todas estas lesiones llevaron un tiempo de recuperación de 278 días y a la víctima le quedaron secuelas, físicas y psicológicas.

La Fiscalía considera que el agresor es culpable de un delito de lesiones, por el que pide una condena de cuatro años de prisión y una indemnización de 17.456,49 euros. El juicio está señalado para las 10,00 horas de mañana en la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Asturias.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook