24 de octubre de 2017
24.10.2017

Un asturiano y su fruta, rostro de Google

Borja Piedra fue elegido por el buscador por su idea emprendedora de negocio on-line de distribución de productos tropicales desde Granada

24.10.2017 | 02:01
Borja Piedra, recolectando "la mejor fruta tropical cultivada en Europa".

Es ovetense, tiene 32 años y acaba de convertirse en uno de los rostros publicitarios de Google. Borja Piedra García vive en Motril (Granada), participó en dos cursos presenciales del buscador internacional y su idea de emprendimiento fue seleccionada como ejemplo de creatividad y buenas prácticas.

Vende fruta tropical, probablemente la mejor fruta tropical que se pueda cultivar hoy en día en Europa. Ejerce de intermediario, pero no al uso porque tiene hilo directo con los agricultores y con los clientes.

A Borja le sorprendió ayer la llamada de este periódico recolectando fruta. "Yo no tengo fincas ni almacenes, pero puedo estar en contacto con nueve mil agricultores y permitirme el lujo de comprar, cuando todavía está en la planta, la mejor fruta".

Esa fruta que a las siete de la tarde en Motril, a unos 26 grados de temperatura, pasaba de la huerta a la caja, fue recogida poco tiempo más tarde por una empresa de mensajería "y llegará mañana [por hoy] a cualquier frutería, restaurante o domicilio particular de España. Mis primeros clientes fueron asturianos, claro".

Borja Piedra estudió Publicidad y Relaciones Públicas en Segovia, e Investigación de Mercados en Granada. Cuando se apuntó a los cursos del buscador Google el joven asturiano no pensaba que la fruta pudiera abrirle nuevos horizontes. "Lo reconozco, soy poco frutero, pero ahora me aficioné por ejemplo a los aguacates. Eso sí, con anchoas de unos amigos míos que tienen conservera en Asturias, La Polar".

Una caja de cuatro kilos de chirimoyas llega en menos de 24 horas a cualquier punto de España por 24 euros.

De paraíso en paraíso

"Yo vengo de un paraíso natural y estoy en un paraíso tropical. Trato siempre de pagar un poco más a los agricultores por productos de altísima calidad y este sistema permite que la fruta que yo gestiono tenga mucho más sabor que la que llega de Sudamérica tras varias semanas de viaje", explica.

Borja fue "un alumno preguntón e interesado". Estaba convencido de que "lo mío no era la creatividad" pero ahora, como autónomo y gestor de una empresa on-line, compra, vende, distribuye y publicita una idea que a Google le encantó. "No me considero ejemplo de nada", sino alguien que ha encontrado nuevas perspectivas de mercado "en productos que se consumen mucho en Europa y que aquí, en España, su presencia crece de forma exponencial. Se cultivan cosas riquísimas que la mayoría de los consumidores todavía no saben ni de su existencia".

Su empresa se puede encontrar en la dirección huertatropical.es "desde la que intento que los consumidores también conozcan esta tierra" andaluza. "A veces, sobre el terreno, le mando una foto a un cliente de fruta todavía sin recoger, y le digo: esta fruta la tienes por la mañana en casa".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook