13 de febrero de 2018
13.02.2018

Temporal en Asturias: el Valle del Privilegio, un muro de nieve

Los aludes mantienen cerrados los accesos a núcleos de Teverga y Tarna, a Sotres y a la ruta del Cares

13.02.2018 | 01:37

Los vaqueros de alzada de Las Regueras y Llanera siempre procuraron bajar de Torrestío (León) antes de caer las primeras nieves. Bien lo sabían, el paso por el Valle del Privilegio (Teverga) era insalvable: hoy es una zona en el puerto Ventana en la que se acumulan, en un kilómetro, cuatro grandes aludes que dejaron a los vecinos de la parroquia de Páramo aislados desde el domingo hasta ayer. "Si no hay que evacuar a alguien por una urgencia, estamos bien", afirma Ángel Lagar, vecino de la parroquia.

El primer cierre se produjo el pasado viernes, con la primera caída de los aludes tras acumular durante días la nieve. La carretera se abrió el sábado a mediodía, lo que animó a muchos asturianos a disfrutar en Teverga del manto blanco. Todo transcurrió con normalidad hasta que empezó a nevar en la tarde del domingo y la carretera se volvió a cerrar, lo que aceleró la marcha de muchos visitantes pero impidió a otros regresar a casa: "Algunos dejaron aquí sus vehículos y pasaron caminando porque los venían a recoger en coches, pero otros se quedaron a dormir", comenta Marta Fernández, de "Casa Manolo" de Páramo.

La carretera se abrió de nuevo ayer por la tarde, aunque los vecinos temen que si vuelve a nevar se queden atrapados de nuevo. Un problema añadido son los aludes, pero ¿quién dijo miedo? La solución es bajar en coche hasta ellos, calzarse unas raquetas para caminar sobre ellos y recoger el pan y todo lo necesario para el día a día a pie de carretera.

Y es que las raquetas se han convertido, casi, en el complemento de moda en la zona. Con ellas los vecinos acuden a las fincas para recoger el ganado y también para desplazarse por las zonas con más nieve de Páramo y Villa del Sub. Con todo, la apertura ayer de la carretera permitió el paso de las máquinas quitanieves del Ayuntamiento, que limpiaron los interiores de los núcleos.

Las comarcas mineras también se resienten aún de la "nevadona". En el Corredor del Nalón, en los concejos de Laviana y Sobrescobio, se retiraron ayer árboles caídos sobre la calzada. En Caso, los operarios lograron por fin abrir las vías de acceso a casi todos los pueblos. Donde parece que tardarán días en conseguirlo es en la parte alta del puerto de Tarna, que permanece cerrado. En Tuiza de Abajo, en Lena, hay alerta por riesgo de aludes, lo que ha llevado a la asociación del Valle del Huerna a reclamar la instalación de barreras. Y en Mieres, el camino del Cantiquín, que discurre desde el Alto Santo Emiliano hasta Vegadotos, ha sufrido varios argayos que mantienen a los vecinos en sus casas, según Somos Mieres.

El Ayuntamiento de Onís limpió ayer el acceso a la Cueva Oscura, donde maduran el queso Gamonéu los queseros de la denominación de origen protegida. Y en Cabrales el temporal mantiene cortada la carretera a Sotres a la altura de Tielve, ante el riesgo de aludes. También sigue cortada la ruta del Cares por los dos aludes de grandes dimensiones en los parajes de Cuarmada y La Raya, en Cabrales.

La situación era mejor ayer en la sede del Tribunal Superior de Justicia de Asturias, donde los magistrados y trabajadores denunciaron la semana pasada las condiciones inhumanas en las que trabajaban al estar estropeada la calefacción. El PP llevará este caso a la Junta General, y Podemos presentará una interpelación por las incidencias registradas en las comunicaciones.

La previsión para hoy es de alerta amarilla por viento y fenómenos costeros. Y mucha lluvia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook