Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El HUCA nombrará siete jefes de sección y uno de servicio para apuntalar su estructura intermedia

Marisa Sánchez accede a una subdirección del complejo sanitario ovetense y el nefrólogo Manuel Gorostidi a la jefatura de Hipertensión

Los nombramientos de, al menos, siete jefes de sección y un jefe de servicio en los próximos meses servirán para reforzar la estructura intermedia del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) con profesionales de mediana edad y dilatada experiencia. Algunos de los nombramientos tienen como objetivo cubrir jubilaciones; otros, proveer plazas que estaban vacantes u ocupadas de forma provisional. Una parte de las convocatorias sólo han recibido una candidatura; en otras hay dos. "Las jefaturas de sección tienen una importancia muy notable en la organización de un hospital porque son las que manejan el día a día de la actividad y las que permiten desarrollar determinadas facetas de una especialidad que merecen un seguimiento más específico", explicó ayer a ese periódico Luis Hevia, gerente del HUCA y del conjunto del área sanitaria IV, con cabecera en Oviedo.

En el plano de la gestión pura, Luis Hevia acaba de reforzar su equipo con el nombramiento de Marisa Sánchez Núñez como subdirectora de Atención Sanitaria y Salud Pública del área sanitaria IV. La doctora Sánchez, especialista en nefrología e inspectora de Sanidad, ha acumulado una notable experiencia en diversos cargos en los servicios centrales del Servicio de Salud del Principado (Sespa).

También está ya hecha la designación de Manuel Gorostidi Pérez como jefe de la sección de Hipertensión y Control de Enfermedad Renal Crónica, que se encuadra en el área de Nefrología del HUCA. El doctor Gorostidi lleva largos años dedicado al tratamiento de la hipertensión, y es uno de los promotores de la Carrerhuca, una carrera popular y de promoción de la salud que el complejo hospitalario de Oviedo organiza cada otoño con un creciente éxito de convocatoria.

Entre tanto, el HUCA tiene convocado un buen puñado de jefaturas de sección. En muchas de ellas ya ha concluido el plazo de presentación de candidatos. En términos generales, aún no han sido designados los miembros de las comisiones de valoración que evaluarán el currículum profesional y el proyecto de gestión y organización que cada candidato deberá presentar. El procedimiento elegido para la cobertura de estas plazas es el concurso específico de méritos. Como es habitual en este tipo de puestos, a los aspirantes se les exige dedicación exclusiva a esta tarea. Transcurridos cinco años, su trabajo será evaluado, y en función de los resultados serán prorrogados por otro lustro o retirados del cargo.

La jefatura de sección de Tórax y Abdomen, en el servicio de Radiología, cuenta al menos con una candidata, Encarnación Nava. La sección de Segmento Anterior y Trasplante Corneal, perteneciente al servicio de Oftalmología, será ocupada, con casi total seguridad por Begoña Baamonde, única aspirante. La sección de Trastornos Neuromusculares, en el servicio de Neurología, tendrá como candidato a Germán Morís. Plácido Llaneza es el único aspirante a la jefatura de la sección de Reproducción y Ginecología Funcional, en el servicio de Ginecología y Obstetricia.

La sección de Broncología Intervencionista y Pleura, en el servicio de Neumología, será dirigida por Antonio Bango. En el servicio de Cirugía General sale a concurso la sección de Cirugía Hepatobiliar, que tiene dos candidatos: el catedrático Ignacio González-Pinto y el profesor titular Luis Barneo. Finalmente, Justo Gómez es el único aspirante a la jefatura de sección de Otología, en el servicio de Otorrino.

De otro lado, Medicina Interna, Cirugía Torácica, Rehabilitación, Cirugía General y Física Médica son cinco servicios del HUCA cuyas jefaturas deberán ser renovadas en los próximos meses debido a la jubilación de sus responsables. Ya ha sido convocada la dirección del área de gestión clínica de Medicina Interna, vacante desde hace año y medio. Esta plaza ya había sido convocada en agosto de 2016. Se presentaron dos candidatos: el por entonces director del área, Victoriano Cárcaba, y la médico adjunta del área Azucena Rodríguez.

El procedimiento selectivo no llegó a término. De entrada, ambos aspirantes presentaron recusaciones contra miembros del tribunal. A continuación, el doctor Cárcaba tuvo que abandonar el HUCA, al no serle renovada la comisión de servicios que se le había concedido. El Sespa forzó el retorno de Victoriano Cárcaba a su plaza originaria del Hospital Valle del Nalón al ser acusado por la Fiscalía de "presuntos delitos" de prevaricación, tráfico de influencias y violación de secretos en su papel de presidente del tribunal de un concurso-oposición celebrado en 2011. Esta acusación está siendo investigada por la juez, que aún no ha determinado si abre juicio o archiva la causa. Entre tanto, a causa de la anulación del citado concurso-oposición, Azucena Rodríguez había perdido su condición de propietaria de su plaza fija, requisito indispensable para aspirar a la dirección del área.

Sobre el papel, tanto Victoriano Cárcaba como Azucena Rodríguez podrían concurrir de nuevo a la plaza, y los conocedores del sector consideran muy probable que también opte Álvaro González Franco, ahora internista del HUCA y anteriormente "número dos" del área sanitaria de Gijón.

Compartir el artículo

stats