La menor ovetense de 17 años que denunció al joven gijonés de 18 por una presunta violación en la fiesta del Carmín, en Pola de Siero, aseguró en su declaración policial que cuando intentó abandonar el lugar porque "empezó a temer por su integridad", el supuesto agresor le agarró por el brazo impidiéndoselo. Según relató la chica, quiso irse porque él insistía en bajarle los pantalones después de haber estado besándose en una zona apartada de la romería.

A pesar de insistir en su negativa, la víctima relata en su declaración que "dado que el agresor tenía más fuerza" accedió a tirarse al suelo "por miedo, ya que estaba sufriendo un bloqueo". La menor relató a la policía que se consumó el acto sexual y fue otro chico el que primero acudió a ayudarla cuando la encontró llorando, poco antes llegaron sus amigas. Éstas la acompañaron a interponer la denuncia.

Por su parte, el gijonés, aunque reconoce que mantuvieron relaciones íntimas, se defiende reiterando que fueron consentidas por ambos.

En libertad

El joven acusado de de agresión sexual en las fiestas de El Carmín ha quedado en libertad provisional con la obligación de presentarse en el juzgado los días 1 y 15 de cada mes en sede judicial. El Juzgado número 1 de Siero ha decretado a su vez una orden de alejamiento de 500 metros con la víctima y su familia, asi como la prohibición de comunicarse con ella o su familia de ningún modo. El joven pasa a ser imputado en una causa que continuará instruyéndose en dicho juzgado.

La Fiscalía había solicitado la medida cautelar de alejamiento a 500 metros y prohibición de comunicación para el detenido por el presunto delito sexual denunciado en la fiesta del Carmín de Pola de Siero el pasado lunes. La joven había ido a la fiesta con dos amigas y se fue con un chico. Como tardaba demasiado en llegar, las chicas fueron a buscarla. La encontraron sentada en el suelo llorando y les contó que el chaval la había violado.

Por su parte, Ribadesella y Arriondas ya han anunciado que situarán puntos lila durante la celebración del Descenso del Sella y la fiesta de las piragüas, una de las citas más importantes del verano asturiano. Tamibén se pretende que exista uno de estos puntos en el festival "Vidiago Rock".