27 de julio de 2018
27.07.2018

Muere Carmelo de Diego, impulsor del Opus Dei en Asturias

Gaditano de nacimiento, ejerció como juez en Pola de Lena, Mieres y Oviedo antes de abandonar la carrera judicial y ordenarse sacerdote en 1964

27.07.2018 | 01:19

Carmelo de Diego Lora, considerado como el gran iniciador del apostolado del Opus Dei en Asturias en el año 1951, falleció ayer en Pamplona a los 97 años.

Gaditano de Sanlúcar de Barrameda (1920) y licenciado en Derecho (Universidad de Sevilla, 1943), Carmelo de Diego llegó a Asturias para hacerse cargo del juzgado de primera instancia e instrucción de Pola de Lena. Más tarde ocupó destinos judiciales en Mieres y Oviedo, antes de que en 1957 obtuviera plaza como juez de Navarra, año en que deja Asturias desde el punto de vista profesional aunque mantuvo una larga relación personal con el Principado y sus gentes.

Entre esos amigos que dejó en Asturias y con los que siguió manteniendo estrecho contacto, estaba el que fuera presidente de la sala de lo Civil de la Audiencia, José Álvarez Domínguez, fallecido en 2011.

En 1964, tras abandonar prematuramente la carrera judicial, fue ordenado sacerdote. Durante su estancia en Asturias impulsó el desarrollo y crecimiento del Opus Dei en el Principado. Fue en el año 1953 cuando se abrió, gracias a su iniciativa, el primer Centro del Opus Dei en la ovetense calle Suárez de la Riva.

Ya como religioso compaginanó el ministerio sacerdotal con la docencia en la Facultad de Derecho Canónico de la Universidad de Navarra, de la que fue Vicedecano (en el periodo 1970-87) y Decano (desde 1987 a 1991).

Fueron cargos académicos que coincidieron con su pertenencia tanto al Consejo Presbiterial de la Archidiócesis de Pamplona desde 1978 a 1985, como a la Junta de Asesores Jurídicos de la Conferencia Episcopal Española, con la que colaboró a partir de 1980.

En aquella época de los inicios del apostolado del Opus Dei en Asturias, a principios de la década de los cincuenta datan, entre otros muchos, las incorporaciones a la Obra de Leandro Benavides (Grandas de Salime, 1926), que formó parte en el año 1952 del claustro inicial del Estudio General de Navarra (embrión de lo que más tarde fue la Universidad de Navarra), y de Alfonso Nieto (Oviedo,1932-Pamplona, 2012), que fue Rector de la Universidad navarra doce años, desde 1979 a 1991.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído