08 de mayo de 2019
08.05.2019

El Principado desmiente a la ministra Ribera: "El precio de la energía eléctrica es más caro en España"

El Ejecutivo regional exige la "urgente" aprobación del Estatuto para la industria electrointensiva y las compensaciones por CO2

08.05.2019 | 13:08
El Principado desmiente a la ministra Ribera: "El precio de la energía eléctrica es más caro en España"

El Gobierno regional asturiano ha desmentido hoy a la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, quien ayer aseguró que los precios de la electricidad en España frente al resto de los países europeos está en "una horquilla más o menos similar para la industria electrointensiva". Una opinión contraria a la que mantiene Arcelor-Mittal, que asegura que es entre un 30 y un 35 por ciento más cara, una postura que este mediodía defendieron también el consejero de Presidencia del Principado y portavoz del Ejecutivo, Guillermo Martínez, y el Consejero de Industria, Isaac Pola.

Al preguntarles directamente por las declaraciones de la Ministra Ribera, Guillermo Martínez se limitó a indicar que el Gobierno regional "no está de acuerdo", para incidir acto seguido en que el Principado está en permanente contacto con el Ministerio de Transición Ecológica. El Consejero de Industria añadió que desde el Ejecutivo asturiano "siempre hemos dicho que el precio de la energía no es el único argumento" que ha incidido en la decisión de Arcelor-Mittal de recortar la producción en Asturias, "pero es un aspecto relevante el coste energético para la industria básica y en especial para la electrointensiva".

Isaac Pola remarcó que el Principado está en contacto permanente con la cúpula de Arcelor-Mittal y explicó las circunstancias que han llevado a la compañía a recortar la producción "esperemos que de manera coyuntural y no permanente", a la vez que remarcó que la multinacional siderúrgica mantiene las inversiones previstas de 300 millones de euros (100 este año), lo que demuestra "su apuesta por las plantas asturianas".

El Consejero de Industria expuso los motivos explicados por la compañía para el ajuste de producción: además del coste energético, están el precio de emisiones de CO2, sometido a "maniobras especulativas" que han provocado que se disparara un 230 por ciento en 2018 y hasta abril de 2019 respecto de 2017; el coste de las materias primas, en concreto del mineral de hierro, los pellets de hierro y el carbón coquerizado; el incremento de las importaciones de productos planos de países extracomunitarios, especialmente de Turquía y Rusia, para lo que se mantiene la exigencia de más aranceles para proteger la producción industrial europea, y los precios de venta a la baja por la caída de la demanda, como ocurre por ejemplo en el sector de la automoción.

Pola se refirió también a los ajustes laborales, que indicó se concretarán en los próximos días entre la compañía y los representantes de los trabajadores, pero sí confirmó que Arcelor-Mittal aplicará el expediente de regulación de empleo que está en vigor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook