28 de mayo de 2019
28.05.2019
Elecciones Asturias 2019

Barbón concede prioridad a negociar 17 alcaldías y cree posible mantener Oviedo

"Los votantes quieren estabilidad y seriedad y un Gobierno que influya en Madrid", sostiene el vencedor de las elecciones autonómicas

28.05.2019 | 01:40
Adrián Barbón, ayer, en la sede de la Federación Socialista Asturiana, tras la reunión con su ejecutiva y con el comité electoral.

Adrián Barbón tiene bastante más urgencia en buscar acuerdos para gobernar en las 55 alcaldías de Asturias donde el PSOE fue el partido más votado, en 17 de ellas sin mayoría absoluta, que en despejar las escasas dudas sobre su investidura para la presidencia del Principado. El ganador de las elecciones autonómicas analizó ayer con su ejecutiva los resultados del 26M pero eludió confirmar si está dispuesto a gobernar en solitario tras lograr 20 escaños, el doble que la segunda fuerza más votada, el PP de Teresa Mallada.

Ese resultado, incluso por encima de los cálculos más optimistas de la Federación Socialista Asturiana (FSA), "nos da un margen mucho más amplio de reflexión", reconoció Barbón, quien acto seguido marcó la prioridad de su partido el día después de la cita: "Estamos volcados de lleno en conseguir configurar las alcaldías socialistas allí donde sea posible con gobiernos de progreso", avanzó el líder de la FSA.

"El primer diálogo que toca es el municipal, aunque nosotros quisiéramos que fluyeran los dos diálogos, el autonómico y el municipal", respondió Barbón acerca de la posibilidad de que la elección de los alcaldes pueda tener alguna consecuencia posterior a la votación para la investidura del Principado. En 2015 el veto de Xixón sí Puede, la marca municipal de Podemos, al candidato del PSOE a esa Alcaldía, José María Pérez, acabó enrareciendo las relaciones entre los grupos de la izquierda en el Parlamento autonómico.

Barbón pidió "no adelantar acontecimientos" hasta conocer de primera mano la opinión de los candidatos del PSOE en los municipios donde han sido la fuerza más votada pero no tienen garantizada la consecución de la Alcaldía y también la de los partidos con los que se busquen dichos acuerdos. Cuestión aparte sería la situación de concejos como Cangas del Narcea y Oviedo, donde los socialistas no fueron el partido más votado pero albergan opciones de mantener el bastón de mando.

El secretario general no descarta mantener la Alcaldía de Oviedo donde el PSOE obtuvo un diputado menos que el PP, un mensaje que ya lanzó en la víspera la vicesecretaria general, Adriana Lastra. "Veo posibilidades de mantener todas las alcaldías en las que puede haber una suma alternativa a un pacto que pase por la extrema derecha", declaró Barbón. Y es que el ganador de las elecciones autonómicas sospecha que el PP "no va a querer cerrar un acuerdo que no cuente con el respaldo de Vox" por razones de estrategia electoral. Y ahí es donde el PSOE quiere explorar las posibles vías alternativas, que pasarían siempre por un entendimiento con Ciudadanos y Somos Oviedo. "Nosotros vamos a trabajar por gobiernos donde alternativos que no necesiten a la extrema derecha. Creemos que la extrema derecha, a la que hemos parado en las elecciones autonómicas y generales, es una amenaza para la convivencia y para la libertad de los municipios".

La constitución de los ayuntamientos tendrá lugar el próximo 15 de junio, sábado. La fecha de la primera sesión del Parlamento autonómico, una facultad que corresponde al presidente autonómico en funciones, Javier Fernández, no tiene aún fecha señalada pero los precedentes y el orden prioridades avanzado por Barbón, apuntan a que se celebrará en la semana del 17 al 21 de junio. La votación de la investidura sería posterior, previsiblemente ya en julio.

El "resultado claro y clarificador", al que aludió Barbón tras precisar que tiene una cifra de escaños idéntica a la de 1987 y la segunda más amplia desde 1983, llevó al líder socialista a lanzar dos mensajes. El primero a Ciudadanos: "Tendrá que decidir si quiere conformar gobiernos municipales donde sea fundamental el apoyo de la extrema derecha", dijo. Y el segundo mensaje fue para Teresa Mallada: "Yo no soy como otras candidatas que tienen el peor resultado de la historia de su partido, siguen perdiendo votos y algún diputado, y lo venden como si fuera el mejor resultado de la historia". En contrapartida, Barbón destacó que los votantes han dicho que quieren "estabilidad y seriedad y hay que darles soluciones, no problemas".

Costes eléctricos


Los deberes para el vencedor de las elecciones empezarán pronto. Ayer mismo tuvo que valorar la decisión del Ministerio de Transición Ecológica sobre la nueva subasta eléctrica, que resulta clave para el futuro de la industria asturiana y para Alcoa. "Es la única salida que permite la Unión Europea y puede dar una solución a la industria, junto con el estatuto de la industria electrointensiva y con esos 200 millones de compensación por emisiones de CO2. Tengo muchas ganas de ser investido para afrontar todo este tipo de situaciones", contestó Adrián Barbón.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído