11 de junio de 2019
11.06.2019

El Banco de Tejidos rebasa los 21.000 suministros a hospitales de la región

El HUCA acoge un congreso nacional en el que se expondrá la experiencia de Asturias, donde se realizan 800 trasplantes al año

10.06.2019 | 23:41
Trabajadores del Banco de Tejidos de Asturias preparan un envío de córnea.

Más de 21.000 suministros a hospitales suma el Banco de Tejidos del Centro Comunitario de Sangre y Tejidos de Asturias, en sus 27 años de actividad. Éste es el balance, muy notable en el contexto nacional, que esta entidad sanitaria pondrá sobre la mesa estos próximos días, en el marco del XVI Congreso de la Asociación Española de Bancos de Tejidos. El evento se desarrollará en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) entre el jueves y el sábado.

En este encuentro, los especialistas debatirán sobre los principales retos a los que se enfrentan los profesionales de los tejidos humanos: programas calidad, mantenimiento de las salas blancas, inspección de los bancos de tejidos, desarrollo de tejidos liofilizados, establecimiento de programas de investigación...

Fue el 21 de febrero de 1992 cuando se envió el primer tejido desde el Centro Comunitario de Sangre y Tejidos al Hospital Monte Naranco de Oviedo. Se trataba de una cabeza femoral. Entre los impulsores de este centro figuraban María José Lorenzo y los doctores Francisco García Menéndez-Tévar y Fernando San Román, los tres ya jubilados.

Si se suman los dos años de trabajo que supuso su puesta en marcha, la andadura del Banco de Tejidos de Asturias acumula casi tres décadas suministrando arterias, huesos, tendones, córneas... En Asturias se trasplantan cada año unas 800 piezas de tejidos.

Según sus responsables actuales, el servicio prestado por esta entidad sanitaria ha tenido un impacto muy sustancial en el desarrollo de determinados aspectos de la medicina en el Principado. Los suministros han permitido la realización de cirugías que antes tenían que superar importantes problemas logísticos. A su vez, han reducido de forma considerable los costes finales de las mismas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook