11 de julio de 2019
11.07.2019

La renuncia de Mallada despeja el camino a Adrián Barbón

La renuncia de Mallada despeja el camino al aspirante del PSOE, que firma con IU y se aleja de Podemos entre acusaciones mutuas de falta de ganas

11.07.2019 | 01:02
El hemiciclo de la Junta, durante la sesión de constitución de la Cámara.

El socialista Adrián Barbón se presenta hoy en el debate de su elección como noveno presidente del Principado con el camino despejado y el desenlace asegurado, pero sin apoyos suficientes para ser investido mañana en la primera votación del pleno de la Junta, que no le dejará pasar sin mayoría absoluta. El líder del PSOE será el único candidato que hoy, en la primera sesión del pleno de investidura, expondrá su programa de gobierno ante la Cámara. La cabeza de lista del PP, Teresa Mallada, evitó ayer el gesto de una candidatura sin opciones que sólo le habría dado visibilidad y deja el protagonismo entero a Barbón, pero el respaldo de sus 20 diputados y el que ayer confirmó IU suman 22 votos, a uno del margen mínimo de 23 requerido para la primera ronda en la votación de mañana. Sin Podemos, que ayer seguía viendo su acuerdo "verde", y que según el PSOE presentó a la negociación cuentas que "no cuadran", Barbón aplazaría su designación al lunes, a una segunda vuelta con mayoría simple que ya le aseguraba en todo caso la elección.

Llega el próximo presidente desprovisto del consenso de toda la izquierda que buscaba, con IU pero sin Podemos, que ayer redobló las críticas contra su interlocutor por falta de concreción en las propuestas y por la "vergüenza" de objetar que no hay dinero para pagar el plan podemista y permitir simultáneamente una indemnización por desempleo para diputados y un nuevo régimen de complementos por desplazamientos. Después de dos días de encuentros, ayer ya ni se reunieron. Sólo comparten la sensación de desacuerdo y la misma acusación mutua de que la parte contraria tiene pocas ganas de pactar. El secretario general de la formación morada, Daniel Ripa, se despachó a gusto ayer, reincidiendo sobre la falta de voluntad que de vuelta también les reprocha a ellos el PSOE: "Solo hay documentación por una parte", "sólo tenemos dos líneas para explicar cómo gastar los 3.000 millones de euros" de los servicios públicos, "no es serio ir sin proyecto ni programa"...

Es una distancia que no arriesga la presidencia de Barbón, pero que marca un camino de desacuerdo que se parece la de la legislatura pasada y sí pone en cuestión la estabilidad del Ejecutivo socialista mirando a la izquierda. En el acuerdo entra el apoyo único e insuficiente de IU, que ayer firmó un acuerdo de apoyo a la investidura de Barbón donde se dice que la izquierda asturiana "no puede meterse un gol en propia puerta poniendo en riesgo la estabilidad de las instituciones". La coalición rubricó con la FSA un escrito "de inicio" que esperan que genere un acuerdo de legislatura y que promete el impulso del estatuto de la industria electrointensiva, la extensión e integración de las escuelas infantiles en la red pública o la demanda de IU de restablecer el Consejo Económico y Social. Se comprometen a "buscar los apoyos" para reformar el Estatuto de Autonomía hacia la cooficialidad del asturiano sin fecha -Podemos lo exigía ya- y no está en el texto la reforma de la ley electoral que reclamaba IU. No renuncian a lograrla, pero la portavoz, Ángela Vallina, precisa que lo mejor es esquivar las líneas rojas y "priorizar los problemas de la gente".

Por esos compromisos IU votará mañana a Barbón en una investidura sin candidata alternativa porque la líder de la oposición, Teresa Mallada, renunció a presentarse tras tomar una decisión "consensuada con la dirección nacional del PP y con todos los alcaldes, presidentes y portavoces locales del partido", dijo eludiendo deliberadamente a la dirección regional. Entiende "que el PSOE cuenta con apoyos suficientes" y propone "una oposición constructiva y vigilante".

El reproche de Ciudadanos

En la tarea está también el otro socio posible del PSOE. La portavoz de Ciudadanos, Laura Pérez, se propone "ser de verdad la oposición que no siempre ha habido en esta Cámara en años de connivencia" con el PSOE, pero también reprocha a los socialistas que no les hayan llamado y hayan optado por "equilibrio inestable que le va a dar la izquierda fragmentada".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído