03 de agosto de 2019
03.08.2019

Breve historia de la naturaleza muerta

El grupo empresarial Masaveu expone en la FIDMA ocho de los bodegones que conforman su colección de arte español

03.08.2019 | 01:00

El arte encontrará también un hueco en esta nueva edición de la Feria de Muestras. Como ya viene siendo habitual, el grupo empresarial Masaveu ha desplazado hasta Gijón una pequeña muestra de su colección de cuadros que, este año, se centrará en el apartado de los bodegones. Este estilo pictórico, uno de los más característicos de la época barroca y el siglo XVII, tendrá presencia propia en el "stand" de la empresa con una pequeña exposición formada por ocho cuadros, todos de autoría española y regentados por la Fundación María Cristina Masaveu Peterson.

Una de las piezas más prestigiosas es la de Juan Bautista de Espinosa, un pintor madrileño que, según los archivos, fue muy prolífico en el género de la naturaleza muerta, pero todos sus cuadros, a excepción de cuatro, se han perdido. El que se puede ver estos días en Fidma es el único que encaja dentro del estilo del bodegón y, al retratar toda una serie de lujosas piezas de orfebrería, los historiadores suponen que se trata del retrato de la mesa de un acaudalado hidalgo del siglo XVII. La autoría de otro de los cuadros expuestos se le ha atribuido a Juan de Zurbarán, que hasta hace no mucho había quedado ensombrecido en los catálogos de arte por la fama de su padre, Francisco de Zurbarán. Su "Bodegón con cesta de frutas y jarra" no se le atribuyó hasta 1989, y ese mismo año Pedro Masaveu la adquirió y la incorporó a la colección familiar. Su estilo inspiró a otros pintores de la fama de Pedro Camprobín, otro de los autores que participan en la exposición gijonesa, por dividir los objetos del lienzo en tres espacios verticales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook