13 de agosto de 2019
13.08.2019

El plan de titulaciones incluirá "grados abiertos", pero solo como "idea"

El Rector pide a Barbón una interlocución "fluida" entre la Universidad y el Gobierno del Principado

13.08.2019 | 00:47
Santiago García Granda y Adrián Barbón se saludan antes de iniciar la reunión.

El plan estratégico de titulaciones, el documento que recoge las carreras de mayor interés para la Universidad de Oviedo, incluirá "grados abiertos", pero solo como "idea". Así lo aseguró ayer el Rector, Santiago García Granda, antes de reunirse con el presidente del Principado, Adrián Barbón. El máximo representante de la institución académica asturiana destacó que los empresarios demandan cada vez más "perfiles personalizados" y la forma de conseguirlo es a través de "la formación dual universitaria y de las titulaciones a la carta". Estos grados, en los que fue pionero la Pompeu Fabra de Barcelona, permiten a los alumnos diseñar su propio itinerario formativo con asignaturas de cualquier rama del conocimiento, ya sean ciencias o letras.

"No deja de ser una idea, pero va a estar recogido en el plan estratégico y, por tanto, hay que desarrollarlo", expresó García Granda, que detalló que su tramitación llevaría "un par de años" en el caso de querer implantar este modelo. El Rector mantuvo ayer un breve encuentro con el presidente del Principado, al que le transmitió su interés por que "la interlocución sea fluida para poder colaborar". Y no sólo con la Consejería de Ciencia, sino también con las de Educación, Hacienda y Cultura -por el asturiano-. "Es una oportunidad única para montar una infraestructura que pueda tener una buena interrelación con la Universidad", subrayó.

La financiación fue otro de los temas centrales de la reunión, con un convenio que podría ser prorrogable hasta 2022. Las perspectivas de la Universidad son buenas de cara a conseguir fondos adicionales, aunque "siempre cuesta". "También tenemos que conseguir consorcios europeos", dijo. En el caso de que en esta legislatura el Gobierno de luz verde a la cooficialidad del asturiano, García Granda avanzó que "no podemos ni debemos imponer" que los profesores dan las clases en bable. Los docentes, a su juicio, tienen que aumentar sus capacidades en otros idiomas, como el inglés.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook