13 de septiembre de 2019
13.09.2019

A juicio por mandar fotos obscenas a una niña llanisca de 12 años a través de la red

El hombre, que se enfrenta a un año y nueve meses de cárcel, pidió a la menor que le enviase imágenes suyas, y ella le remitió una con el torso desnudo

12.09.2019 | 23:11

Un hombre se sienta esta mañana en el banquillo del Juzgado de lo penal número 2 de Oviedo para responder de un delito de abusos sexuales, del que fue víctima una niña de 12 años de la zona de Llanes. El hombre no solo remitió a la menor tres fotografías de contenido sexual, acompañadas además de comentarios inapropiados para la edad de la niña, sino que impulsó a ésta a que le enviase una imagen suya de contenido erótico. Concretamente, la niña le envió un foto con el torso desnudo. El fiscal pide que se le imponga una condena de un año y nueve meses de prisión, por compeler a una menor de 16 años a participar en actos de naturaleza sexual o a realizarlos sobre sí misma.

Los hechos se produjeron en enero de 2018. El acusado había contactado con la menor a través de un chat de internet y había mantenido previamente con ella varias conversaciones, hasta que la niña le cogió confianza. Fue entonces cuando le envió las fotografías sexuales, para posteriormente solicitarle fotos de contenido íntimo y sexual. El asunto fue descubierto posteriormente por los progenitores de la niña, que interpusieron la correspondiente denuncia por los hechos.

La vista oral del juicio está prevista para las diez de esta mañana. El juicio tendrá lugar presumiblemente a puerta cerrada, para preservar la intimidad de la menor víctima de estos hechos, que tendrá que declarar en el juicio, si no hay un acuerdo previo.

Precedente absolutorio

El caso guarda cierta relación con el que ya se juzgó en abril de este año en el Juzgado de lo Penal Número 1 de Oviedo. En aquella ocasión se juzgaba a un madrileño de 38 años que envió una foto de su pene erecto a una adolescente de 15 años de Ribadedeva. Ésta, que aseguraba tener 20 años en su perfil de "SayHi!", le remitió a su vez fotos de contenido erótico, algunas muy explícitas. El magistrado José María Serrano absolvió al hombre al entender que la menor no fue "embaucada", y que carecía de "inocencia" y "candor" en materia sexual. En opinión del magistrado, la menor mostró un conocimiento en materia sexual que excluía cualquier posibilidad de un delito de corrupción de menores. El acusado se enfrentaba a tres años de prisión.

La Memoria de la Fiscalía refleja un alarmante incremento de los delitos sexuales, sobre todo los que atañen a menores. En 2018, hubo cinco casos de corrupción de menores, 22 de abusos, 11 de agresión sexual, 3 de acoso por telecomunicaciones, una violación, diez de pornografía infantil, dos de exhibicionismo a menores y otro de prostitución de menores. Además, hubo 61 casos de agresiones sexuales y abusos cometidos por menores.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook