12 de octubre de 2019
12.10.2019

Los guardias civiles, con el "corazón quebrado ante la grave situación que sufre la patria indivisible"

La Comandancia de Oviedo recibe la Corbata de la Orden del Mérito Civil por el esfuerzo realizado durante los grandes incendios, las últimas inundaciones y la explosión pirotécnica de 2018 en Cangas del Narcea

12.10.2019 | 14:49
La Delegada del Gobierno y el coronel Almiñana durante el homenaje a los caídos.

Los agentes de la Guardia Civil seguirán "a las órdenes de las autoridades, fieles cumplidores de las leyes", aunque con "el corazón quebrado ante la grave situación que sufre la patria indivisible", según ha manifestado esta mañana el coronel Francisco Javier Almiñana, jefe de la XIV Zona de Asturias, durante los actos con motivo de la fiesta del Pilar, patrona de la Benemérita, que han tenido lugar en el acuartelamiento del Rubín. Durante el acto, se ha impuesto la Corbata de la Orden del Mérito Civil a la bandera de la Comandancia de Oviedo, que ha portado su propio jefe, el teniente coronel Luis Germán Avilés. La Delegada del Gobierno, Delia Losa, una de las postulantes de esta distinción ante el ministro de Asuntos Exteriores, en nombre del Rey Felipe VI, fue la encargada de colgar la Corbata de la bandera que la Comandancia tiene derecho a portar desde 1935. La Corbata quiere distinguir el esfuerzo realizado por los agentes de la Comandancia de Oviedo durante los grandes incendios de diciembre de 2015, octubre de 2017 y marzo de este mismo año, así como las inundaciones del pasado enero que costaron la vida de varias personas. Entre las razones de esta distinción está también el trabajo realizado con motivo de la gran explosión pirotécnica de 2018 en Cangas del Narcea.

El coronel Almiñana ha destacado la casi inmejorable tasa de criminalidad en la zona de la Guardia Civil, situada en 19,32 delitos por cada mil habitantes, y una tasa de esclarecimientos del 50,20 por ciento. Son unas "altas tasas de seguridad", que según el coronel son ya muy difíciles de mejorar. Almiñana ha resaltado el creciente peso de los delitos cibernéticos, aunque en los últimos tiempos están más preocupados por el aumento de los hurtos y robos con fuerza en viviendas. La Delegada del Gobierno ha ensalzado el papel de la Guardia Civil en el mantenimiento de la seguridad, la preocupación por los delitos ambientales y el cambio climático y ha deseado un aumento de las mujeres en el seno de la Guardia Civil, en la que se ha puesto en marcha un Plan de Igualdad.

Los actos del Rubín han tenido lugar a las doce y media de esta mañana, pero previamente, a las once, ha tenido lugar una misa en la catedral, oficiada por el deán Benito Gallego, quien ha agradecido la "labor sacrificada y eficaz de la Benemérita en la protección de la seguridad y la libertad", al tiempo que tuvo unas palabras para los trabajadores de Vesuvius encerrados en el templo, que "están pasando un mal momento", en la misma que se ha expresado el arzobispo Jesús Sanz Montes. "Tenemos el deber de apoyar espiritualmente a estos trabajadores y sus familias para que se solucionen sus problemas", añadió, pidiendo la intercesión de la Virgen del Pilar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído