03 de noviembre de 2019
03.11.2019

La borrasca explosiva "Amelie" deja olas de 8 metros y vientos de 110 km/hora

Activado el plan de Protección Civil al emitir Meteorología avisos rojo y naranja: se recomienda no acercarse al litoral y evitar el uso del coche

03.11.2019 | 00:16

El Ejecutivo regional activó a primera hora de la tarde de ayer la fase de alerta 1 del Plan Territorial de Protección Civil del Principado (Platerpa) al emitir la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) el aviso rojo y naranja por olas de hasta 8 metros y rachas de viento de 110 kilómetros por hora en la costa asturiana para hoy y mañana lunes. Todo ello acompañado de lluvia, de temperaturas mínimas en descenso y máximas sin cambios salvo descensos ligeros en la cordillera. La cota de nieve descenderá hasta los 1.200 metros mañana lunes, según las previsiones.

Este mal tiempo es consecuencia del impacto de la borrasca explosiva "Amelie" en la península. Situada sobre Irlanda, forma un pequeño sistema de bajas presiones que se sitúa más cerca de Galicia. La borrasca en superficie está conducida por vientos muy intensos y sufrirá un proceso de ciclogénesis.

Meteorología emitió ayer un aviso rojo por fenómenos costeros en el litoral oriental asturiano entre las 02.00 y las 07.00 horas de hoy, domingo. En el resto de la costa el aviso es naranja hasta el martes, 5 de noviembre. Hoy se espera fuerte viento combinado con olas de entre 5 y 7 metros. Para mañana lunes, la previsión apunta a que la situación se mantendrá similar.

El Servicio de Emergencias del Principado de Asturias (SEPA) ha incidido en la necesidad de extremar las precauciones, no acercándose a los acantilados, paseos marítimos y zonas peligrosas donde las fuertes rachas de viento pueden provocar caídas y se corre el riesgo de ser arrastrado por un golpe de mar. También se recomienda que se eviten los desplazamientos por carretera y, si es necesario hacerlos, que se preste especial atención porque puede presentarse de repente un objeto obstaculizando la vía.

En las viviendas se pide que se revisen los anclajes de los elementos fijados en el exterior del edificio y en la calle se preste especial atención ante el peligro de desprendimientos de cornisas u otros materiales que puedan caer.

El mal tiempo continuará al menos hasta el miércoles, cuando se prevé cielo nuboso o cubierto con lluvias débiles y chubascos, que serán más intensos por la noche. La cota de nieve se situará entre los 1.200 y 1.400 metros de altitud a primeras horas, subiendo rápidamente para bajar de nuevo al final de la jornada. Temperaturas con pocos cambios. Viento de oeste y noroeste, en general flojo en el interior girando a mediodía a suroeste y arreciando por la noche a oeste y noroeste con rachas muy fuertes en el litoral y en cotas muy altas.

Si resulta imprescindible viajar se recomienda informarse previamente de las condiciones meteorológicas y del estado de las carreteras, que puede consultar en el 011 de la Dirección General de Tráfico.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook