La patronal asturiana del transporte considera “insostenible” la situación de las estaciones de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV), que suman importantes “retrasos” y alargan “hasta el infinito” las listas de espera. “De forma inexplicable, las estaciones de ITV en Asturias no hacen caso ni a las propias sentencias del Tribunal Supremo”, que ha suspendido la norma que establecía que la prórroga concedida a aquellos vehículos que debieron aplazarla durante el estado de alarma se descontase con vistas a la siguiente renovación, apuntó ayer la Asociación de Empresarios del Transporte, Aparcamiento y Actividades Afines del Principado de Asturias (Asetra), que junto a la Confederación Española del Transporte de mercancías (CETM) y el Comité Nacional del Transporte por Carretera (CNTC) analiza desde hace meses la situación de las estaciones de ITV en toda España, tras la saturación alcanzada por la pandemia de coronavirus.

“En la actualidad, la situación, lejos de mejorar empeora por momentos, especialmente en Asturias y Andalucía”, subrayaron Asetra, CETM y CNTC, que demandan “encarecidamente” que se incremente la dotación de las instalaciones o, en su caso, que se permita a otras entidades privadas realizar las labores de revisión de turismos y camiones, “al igual que lo hacen en las comunidades autónomas limítrofes, a las que cada día más profesionales del sector y ciudadanos se ven obligados a recurrir para cumplir con la ley y asegurar sus propias condiciones de circulación, con los costes de desplazamiento y tiempo que ello supone”, resaltó.

Según Asetra, desde un punto de vista “exclusivamente empresarial, fuera de la confrontación política”, es “del todo inexplicable que el año 2020 permanezcan vigentes este tipo de monopolios en torno a la empresa pública, ITVASA”.

La asociación asturiana, que preside Ovidio de la Roza, subrayó que las comunidades autónomas Asturias tienen transferidas las competencias en materia de inspección técnica de vehículos, por lo que “en estos momentos la administración asturiana es la principal responsable de la deriva alcanzada en los nueve centros de inspección actualmente existentes en el Principado”.

Más quejas: “En ningún momento, han facilitado a las empresas del transporte (cuya actividad diaria está en completa relación), la renovación de las inspecciones técnicas de sus vehículos, sino que además, no han mostrado sensibilidad alguna con un sector estratégico y esencial como ha demostrado ser, día a día, el transporte de carrera en esta crisis”, apuntó Asetra. “Por el contrario, se ha puesto de manifiesto el exclusivo carácter lucrativo de este servicio, frente al objetivo del mantenimiento de seguridad vial que debiera constituir su principal razón de ser, tal y como se nos pretende vender diariamente desde las administraciones públicas, concluyó la patronal del sector.