Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Asturias se reafirma en su plan del lobo ante las críticas de Hugo Morán

El Principado mantendrá su discrepancia con el Ministerio sobre la gestión de la especie

El Principado se reafirma en su estrategia para tratar de lograr armonizar la protección del lobo con la actividad ganadera pese a que el secretario de Estado de Medio Ambiente, el asturiano Hugo Morán lo considera “fracasado”. “Asturias tiene una posición muy definida sobre este asunto y no va a

Hay discrepancia entre el ejecutivo socialista autonómico y algunas de las tesis más radicalmente verdes del Ministerio para la Transición Ecológica, y en lo que se refiere a la gestión del lobo el asunto viene de lejos. Hugo Morán está alineado con las tesis de Ribera y que también defiende la presidenta del PSOE, Cristina Narbona. Sostiene que la protección del lobo debe extenderse a todo el territorio nacional, lo que obligaría a impedir su caza. En Asturias se permite batidas de control de población.

Esta semana se libró un episodio más en la batalla que sobre este asunto libran el Ministerio de Teresa Ribera y las comunidades autónomas de Asturias, Galicia, Cantabria y Castilla y León. El Ministerio pretendía aprobar una propuesta para incrementar la protección de la especie, pero recibió el rechazo frontal de las cuatro comunidades autónomas, lo que obligó a su retirada del orden del día del Grupo de Trabajo del Lobo. Morán recalcó que esa retirada no implica que el Ministerio renuncie a sus planteamientos, sino que busca “dar una mayor amplitud de aportaciones”.

“Firmeza”, pide el PP

En medio de esta polémica, el PP asturiano exigió “firmeza” al Principado ante la intención del Ministerio de “plegarse a los ecologistas” y aumentar la protección del lobo. Jaiver Brea, diputado popular responsable del área de Agroganadería, consideró “intolerable” que el Gobierno central “ignore a las comunidades del noroeste por un empecinamiento ideológico”, y recriminó al Ejecutivo asturiano “que no haya convencido ni siquiera a Hugo Morán”.

Para el PP, “la mejor manera de proteger y controlar el lobo es mediante su inclusión en el catálogo de especies cinegéticas”. “Se trata de buscar el equilibrio entre ganadería y protección de la fauna, y si prospera la intención del Ministerio, la especie que estará en peligro de extinción será el ganadero”, indicó Brea, para quien la coexistencia del lobo es difícil en territorios dedicados a la ganadería extensiva.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats