Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Victoria ecologista, derrota del Principado: el lobo estará protegido en toda España

Las regiones del Noroeste muestran su oposición “rotunda” a la decisión de Transición Ecológica y auguran “un gravísimo problema de gestión”

Lobos.

Archivo LNE

El lobo estará protegido en toda España, no solo al sur del río Duero como hasta ahora. Y no podrá ser cazado. La vieja aspiración del movimiento ecologista empezó a hacerse realidad ayer, durante la reunión de Comisión Estatal de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad. Fue posible gracias al voto del Ministerio para la Transición Ecológica, que deshizo el empate a ocho registrado en la segunda votación (en la primera hubo empate) entre los representantes de las comunidades autónomas participantes. El Gobierno del Principado ha sentido la derrota: ha manifestado su “malestar” y su oposición “rotunda” a la inclusión del lobo en el Listado de Especies en Régimen de Protección Especial. Y ha augurado “gravísimos problemas de gestión” en las comunidades del Noroeste, que acogen el 95 por ciento de la población de la especie en la península ibérica.

El Ejecutivo asturiano, que emitió un comunicado conjunto con los de Galicia, Cantabria y Castilla y León, defendió su modelo de gestión del lobo, que incluye la eliminación de ejemplares mediante controles de población, al considerar que permite un buen estado de conservación de la especie y su coexistencia con la ganadería extensiva.

El Principado criticó que hayan decidido sobre la protección de la especie regiones “que nunca tendrán lobos en su territorio ni deberán enfrentarse a su gestión”. También que el Ministerio pretendiera usar el voto de calidad en la primera votación, algo que los servicios jurídicos rechazaron, y la propuesta del secretario de Estado de Medio Ambiente, el asturiano Hugo Morán, para que la decisión final ante el empate inicial la adoptase la ministra, Teresa Ribera.

Más críticas: Asturias, Cantabria, Castilla y León y Galicia lamentaron que, por vez primera en la historia de la comisión, un ministerio vaya a incluir una especie en el listado de protección especial “sin haber alcanzado un consenso, especialmente con aquellas comunidades más afectadas”.

Las regiones del Noroeste aseguraron que su posición se basa “en informes avalados por datos actualizados y con el respaldo de reputados científicos”. “En contraposición, ni el Ministerio ni ninguna de las comunidades que han apoyado su propuesta han presentado documentos que justifiquen su postura o contradigan los documentos técnicos que Asturias, Cantabria, Castilla y León y Galicia les han hecho llegar”, subrayó el Principado, que incluso cuestiona la validez del “único aval científico” presentado por el Ministerio. El ejecutivo asturiano resaltó que hasta el Ministerio de Agricultura se opone a la protección del lobo “por no corresponder con la situación real y la evolución de las poblaciones y por generar un grave problema en la gestión de la ganadería extensiva muy amenazada por el fuerte incremento del lobo”.

Los servicios jurídicos de las autonomías del Noroeste analizarán ahora el acuerdo adoptado ayer y las circunstancias en las que se ha producido, y promoverán todos los recursos a su alcance para impedir que se consolide “una decisión que carece de fundamentos técnicos y científicos”. Defienden que la protección del lobo, que aún debe ser publicada en el “Boletín Oficial del Estado”, podría vulnerar “las competencias autonómicas exclusivas en materia de gestión de especies y, más concretamente, de gestión cinegética”.

Las reacciones a la decisión de proteger al lobo en toda España fueron inmediatas. Ignacio Martínez, de la Asociación para el Estudio y Conservación del Lobo Ibérico (Ascel), que promovió la propuesta aprobada ayer, manifestó su satisfacción, pero subrayó que la lucha sigue. Porque lo aprobado ayer es “necesario pero no suficiente”, pues continúa apostando por la catalogación del lobo como especie vulnerable, como reclamó el comité científico. “Esto no acaba aquí, ni mucho menos, porque mañana se seguirán matando lobos en España”, añadió.

Asturias Ganadera resaltó que en la región “no es viable la coexistencia entre la ganadería extensiva y el lobo basándose únicamente en medidas preventivas y compensatorias, sino que serán siempre necesarios los controles poblacionales”.

El Fondo para la Protección de los Animales Salvajes (Fapas), señaló que el acuerdo es “un logro de la conservación de la naturaleza e implicará una gestión ordenada bajo criterios técnicos y científicos”.

David Díaz, de Alternativa Verde por Asturies-Equo, indicó: “El desarrollo de alternativas económicas en el medio rural asturiano no pasa por matar lobos sino por el desarrollo de la agricultura y ganadería ecológica, las redes de distribución de corto recorrido, la implantación digital y la recuperación de los servicios públicos básicos”.

Luis Miguel Domínguez, de Lobo Marley, manifestó su agradecimiento “a todos los que han luchado por esta victoria”.

Ecologistas en Acción y WWF calificaron la jornada de “día histórico” para la conservación de la biodiversidad en España y expresaron su deseo de buscar un nuevo modelo que favorezca la coexistencia.

Estatus del lobo en España

  • Especie cinegética: Cantabria, Castilla y León, Galicia y La Rioja.
  • Especie no cinegética: Asturias.
  • Especie de interés especial: País Vasco.
  • Especie en régimen de protección especial: Andalucía.
  • Especie en peligro de extinción. Castilla-La Mancha y Extremadura.
  • Especie sin catalogar: Aragón, Cataluña, Comunidad Valenciana y Madrid.

Compartir el artículo

stats