Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sanitarios y epidemiólogos, esperanzados: “Quizá la cuarta ola en Asturias sea una olita”

La región suma dieciséis muertos por coronavirus en las dos últimas semanas, la cifra más baja desde el pasado 15 de octubre

–Quizá en Asturias no tengamos cuarta ola, sino una olita.

Esta idea, impensable para la mayoría cuando hace dos meses y medio empezó a remitir la tercera onda pandémica y se avistaba a lo lejos la Semana Santa, cobró ayer fuerza en las cabezas y en las conversaciones de algunos epidemiólogos y profesionales sanitarios al ver que el balance del miércoles hablaba de “solo” 104 casos nuevos de covid-19.

Esta cifra supone que en los últimos siete días la región ha estado por debajo de los 150 infectados por coronavirus diarios. Conscientes de los riesgos que entraña cantar victoria, y temerosos de los efectos de la euforia sobre las actitudes de prevención, no pocos observadores y analistas de la pandemia en la región han empezado a afianzar su optimismo ante el futuro. La ocupación de las plantas covid de los hospitales es muy asumible. El único problema es la alta cifra de infectados que permanecen en las unidades de cuidados intensivos (UCI), pero con un dato nada desdeñable: la tasa de mortalidad de esos pacientes (con una media de edad en torno a los 60 años) es ahora sensiblemente más baja que en los meses anteriores.

Loading...

Hace un mes y medio, Asturias registraba la segunda incidencia de covid más elevada de España, solo por detrás de la que contabilizaba la Comunidad de Madrid. Desde entonces, la curva ha ido subiendo en buena parte del país mientras en Asturias permanece en la situación de “falso llano”. De manera que ahora son diez las comunidades autónomas con tasas superiores a la de Asturias. El Principado cumple hoy dos meses fuera del nivel de riesgo “muy alto”, o sea, por debajo de los 250 casos por cada 100.000 habitantes si se suman los infectados de los últimos 14 días. La tasa de ayer en Asturias era de 170 por 100.000, y la del conjunto de España, de 232. En la región, la curva epidémica no ha bajado tanto como en otros territorios, ni tampoco como aquí tras la primera y la segunda onda. La parte positiva es que tampoco sube, y esto sucede –subrayan sanitarios y epidemiólogos– en un contexto en el que la vacunación de la población progresa, de manera que “cada día que pasa estamos ganando la batalla un poco más”.

Como ya se ha reseñado, la Consejería de Salud notificó ayer 104 nuevos casos de coronavirus detectados el miércoles. Ese día se llevaron a cabo 3.058 pruebas diagnósticas, con una tasa de positividad del 5,10 por ciento. Anteayer se registraron en los hospitales asturianos 16 ingresos en planta y 8 en las UCI, así como 19 altas hospitalarias. Actualmente, hay 165 pacientes hospitalizados en planta con confirmación o sospecha de covid-19 y otros 68 en áreas de críticos.

La Consejería de Salud ha notificado al ministerio 16 nuevos brotes detectados en la última semana, lo que eleva a 41 los focos activos, con un total de 391 casos.

El miércoles falleció por covid en la región una mujer de 94 años. En Asturias han muerto por coronavirus 16 personas en las dos últimas semanas. Es la cifra más baja desde el 15 de octubre, antes del inicio de la devastadora segunda ola.

Compartir el artículo

stats