Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El pionero sistema de ventilación con el que el HUCA evitará ingresos de enfermos de ELA

El dispositivo, innovador en España, transmite datos vía web y es “muy bien aceptado por el paciente”

Francisco Rodríguez Jerez, neumólogo del HUCA, y Patricia Rodríguez, de VitalAire, muestran el nuevo dispositivo. | LNE

Francisco Rodríguez Jerez, neumólogo del HUCA, y Patricia Rodríguez, de VitalAire, muestran el nuevo dispositivo. | LNE

La Unidad de Ventilación Mecánica del servicio de Neumología del HUCA se ha convertido en pionera, a nivel nacional, en utilizar un sistema avanzado para la telemonitorización domiciliaria de los pacientes que presentan una alta dependencia de la respiración asistida. Por el momento, se trata de una experiencia piloto en un epígrafe asistencial en el que el Hospital Universitario Central de Asturias acumula una amplia experiencia.

“Con esta tecnología podemos evitar ingresos hospitalarios para el ajuste del tratamiento, así como desplazamientos innecesarios al hospital para algunas revisiones”, destaca Francisco Rodríguez Jerez, neumólogo responsable de la unidad. La aplicación de este dispositivo hace innecesaria la extracción analítica que hasta ahora es imprescindible para evaluar correctamente si el respirador está bien ajustado. ¿Qué hace a cambio? “Recibimos vía web, desde el domicilio del paciente, la información casi en tiempo real de cómo interactúan el enfermo y el ventilador, respiración a respiración, y podemos determinar si los ajustes del respirador son eficaces para mantener los niveles adecuados de oxígeno y anhídrido carbónico en nuestros pacientes”.

Debe tenerse en cuenta –prosigue el doctor Jerez– que los enfermos a los que se aplica “son en su mayoría pacientes con ELA o enfermedades neuromusculares graves, con importantes limitaciones”, para los cuales “el desplazamiento al hospital suele ser muy dificultoso”.

Con el soporte de la empresa VitalAire –suministradora de terapias domiciliarias–, los especialistas del HUCA están validando la posibilidad de controlar la eficacia de la ventilación de pacientes de alta dependencia acoplando un equipo de capnografía transcutánea al respirador del que ya disponen los enfermos en su domicilio. La capnografía consiste en la medición no invasiva de la concentración de dióxido de carbono. La integración de ambos aparatos y su conexión a un emisor wifi “permite enviar información muy detallada del efecto del respirador en los niveles de oxígeno y anhídrido carbónico en sangre de estos pacientes”, destaca Francisco Rodríguez Jerez.

Desde hace aproximadamente un año, un grupo de entre 12 y 15 pacientes del complejo sanitario ovetense ya forman parte de un programa de telemonitorización avanzada mediante la transmisión desde el domicilio de los registros de interacción paciente-respirador. En los últimos dos meses, se ha procedido a sincronizar con el respirador, al menos durante una noche, un capnógrafo transcutáneo en el mismo domicilio del paciente. Posteriormente, se analizan en el HUCA los valores y gráficos obtenidos mediante un software específico. “La inmensa mayoría de los pacientes han mostrado una gran aceptación de este procedimiento”, destaca el doctor Jerez.

Compartir el artículo

stats