Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Casi 73.000 dosis para completar esta semana el primer pinchazo de los mayores de 70 años

El Consejero elogia la “pericia” de las enfermeras para exprimir al máximo los viales | El personal de centros de menores se considera postergado

Vacuna covid Asturias

Asturias dispone de casi 73.000 dosis de vacuna anticovid para administrar a lo largo de esta semana. Si no surgen inconvenientes, el próximo domingo, día 9, tendrán aplicado al menos el primer pinchazo todos los asturianos mayores de 70 años que han querido vacunarse y no presentaban ninguna contraindicación médica. A primera hora de ayer faltaban por dar este paso unas 15.000 personas de esta franja de edad: 375 de más de 90 años, unos 5.000 de 80 a 89 años y en torno a 9.500 de 70 a 79.

Conviene reseñar que la administración de las primeras dosis debe compaginarse con la segundos pinchazos. Para estos días están programadas muchas segundas dosis. Hasta la fecha, la semana con más vacunaciones en Asturias ha sido la comprendida entre el 12 y el 18 abril, con 70.109 pinchazos.

Cumplimentado el objetivo de los mayores de 70 años para el día 9, el siguiente hito será completar a lo largo del presente mes de mayo la vacunación de la población de 60 a 69 años: casi 150.000 personas de las que en torno a un 55 por ciento ya han recibido la primera dosis. El grado de aceptación del suero de AstraZeneca –sobre el que pende el miedo a los efectos raros, pero graves, que se le achacan– será determinante para avanzar a buen paso en los objetivos de esta franja de 60 a 69 años, único grupo para el que la vacuna anglosueca está autorizada en el momento actual en España.

Más suministro en junio. La Consejería de Salud recibió anteayer, lunes, 46.800 dosis del laboratorio Pfizer, a las que se sumarán estos días unas 6.000 de Moderna y una remesa próxima a las 20.000 de AstraZeneca. Este será el ritmo habitual de llegada de vacunas en lo que resta de mayo. En junio, el Gobierno regional confía en un incremento sustancial que tendría como beneficiarios más inmediatos a los asturianos de 50 a 59 años, cuyo calendario de vacunación se concentraría entre finales de mayo y finales de junio.

Vacunas desechadas. Por otra parte, el consejero de Salud, Pablo Fernández Muñiz, defendió ayer en la Junta la labor de los profesionales sanitarios en la campaña de vacunación pese a los errores de cálculo que obligaron a desechar decenas de dosis en Gijón. A la mención del caso que la diputada del PP Beatriz Polledo hizo en la sesión de control, Fernández replicó acusándola de “intentar socavar la confianza en la labor encomiable de nuestros profesionales”. Fernández acudió al último recuento de vacunación del Ministerio de Sanidad, que constata que a Asturias habían llegado hasta anteayer 507.015 dosis y se habían administrado 522.040. “No es magia”, defendió, “pero se le parece bastante: es la gran pericia” de los sanitarios asturianos: de donde antes se sacaban cinco dosis de cada vial “y en otros sitios hablaban de ‘culillos’” –en referencia a la expresión que utilizó en su día el consejero de Sanidad de Andalucía–, “ahora estamos consiguiendo sacar hasta siete”, y cuando fallan pacientes a las diez de la noche, efectivamente, “de 4.200 dosis pueden sobrar 90”.

Centros de menores. Ayer se redoblaron las protestas de los trabajadores de los centros de menores de Asturias, enmarcados en el grupo 3B de la estrategia de inmunización, quienes censuraron de nuevo “el retraso en la aplicación de la vacuna y la carencia total de información rigurosa por parte de la Administración regional”.

Acceso a atención primaria. En relación a la atención sanitaria, Pablo Fernández anunció ayer en la Junta que en los centros de salud “la semana que viene se va a incrementar progresivamente la presencialidad y en pocas semanas estará en servicio en todos los centros de salud de Asturias”.

Compartir el artículo

stats