Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Industria negocia con inversores dispuestos a comprar la planta de Alu Ibérica en Avilés

El Gobierno central, el Principado y los trabajadores iniciarán una ofensiva judicial para salvar los empleos y demandar a Alcoa por la venta

Por la izquierda, Daniel Cuartas, vicepresidente del comité de Alu Ibérica; el alcalde de Gozón, Jorge Suárez; el presidente del comité de empresa, José Manuel Gómez de la Uz; el jefe de gabinete de la ministra de Industria, José Ignacio Díaz Vidart; el consejero de Industria, Enrique Fernández; la alcaldesa de Avilés, Mariví Monteserín; la ministra de Industria, Reyes Maroto, y el presidente del Principado, Adrián Barbón. | Miki López

Por la izquierda, Daniel Cuartas, vicepresidente del comité de Alu Ibérica; el alcalde de Gozón, Jorge Suárez; el presidente del comité de empresa, José Manuel Gómez de la Uz; el jefe de gabinete de la ministra de Industria, José Ignacio Díaz Vidart; el consejero de Industria, Enrique Fernández; la alcaldesa de Avilés, Mariví Monteserín; la ministra de Industria, Reyes Maroto, y el presidente del Principado, Adrián Barbón. | Miki López

La ministra de Industria, Reyes Maroto, afirmó ayer ante los trabajadores de Alu Ibérica (la antigua planta de Alcoa) en Avilés, que existen inversores interesados en la adquisición de la factoría, inmersa en una grave incertidumbre y al borde del desmantelamiento. Tras una larga reunión (casi tres horas) que se inició a las nueve de la noche, Maroto se comprometió, además, a iniciar una ofensiva judicial, en la que participarán el Gobierno central, el Principado, los ayuntamientos de Avilés y Gozón, y los propios trabajadores, para explorar la posibilidad de demandar a Alcoa por la venta de la factoría.

Aunque los trabajadores pidieron a la ministra que la SEPI entre en el accionariado de la factoría para su rescate (como hizo en Duro Felguera), Maroto dijo que esa era una posibilidad, aunque admitió que supondría una “complicación burocrática”. Es decir, no cerró la puerta a esta salida.

La ministra se zambulló de lleno en los problemas que atraviesa el tejido industrial asturiano y ayer se reunió con la plantilla de Alu Ibérica ante el Presidente del Principado, Adrián Barbón; el vicepresidente del Gobierno, Juan Cofiño; el consejero de Industria, Enrique Fernández; la alcaldesa de Avilés, Mariví Monteserín, y el alcalde de Gozón, Jorge Suárez.

Pasadas las 23.30, el consejero de Industria, Enrique Fernández, hizo las únicas declaraciones. Recalcó que el encuentro entre la plantilla y la ministra se produjo “por petición expresa de Adrián Barbón”, expresó la solidaridad del Principado y el Gobierno central con los trabajadores y dejó claro que “tal y como dice la sentencia, Alcoa no ha actuado de buena fe”. “Todos los que aquí estábamos somos damnificados por la mala fe y la mala acción de Alcoa, que está perjudicando a los trabajadores y las capacidades de fabricación de aluminio en Asturias”.

Maroto deja abierta la puerta a una intervención de la SEPI como en Duro Felguera, aunque admite que tendría “complicaciones burocráticas”

decoration

Fernández afirmó que lo primero será precisamente exigir compensación por esa “mala fe”. Los servicios jurídicos de todas las administraciones buscarán fórmulas jurídicas para demandar a Alcoa de forma coordinada en defensa de los puestos de trabajo”.

El consejero reconoció que los procesos penales que afectan a la planta de Avilés la abocan a que se designe un administrador concursal que haga inventario de bienes. Pero señaló que existen compradores e inversores interesados en la evolución de la planta, dispuestos “en un futuro no muy lejano a hacerse con el control de la factoría.

El presidente del comité de empresa, José Manuel de la Uz, aseguró que “los trabajadores vamos a ser proactivos”. “Todavía tenemos tiempo, aunque es verdad que las cosas están muy mal, pero tenemos un plan junto con el Gobierno, que nos transmite que la prioridad va a ser salvar los puestos de trabajo”, señaló tras la reunión.

A partir del próximo 31 de julio, los más de 300 trabajadores de la fábrica avilesina se quedarán sin sueldo, al concluir el periodo de gracia que se había concedido a los nuevos propietarios.

La ministra Reyes Maroto dijo a los trabajadores que tratará de acelerar “todo lo posible” la negociación con los nuevos inversores que han mostrado su interés en la adquisición de la factoría para que la plantilla no quede sin nóminas. “Vemos muy complicado que se cierre el acuerdo tan rápido, pero vamos a intentar trabajar para buscarle un futuro a la planta de Avilés”, indicó De la Uz.

Apretada agenda de la Ministra en Asturias, con actos en Oviedo, Gijón y Avilés

P. C.

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, tiene hoy una apretada agenda de actos en Asturias. Estará en Oviedo, en Gijón y en Avilés acompañada en todo momento por el presidente del Principado, Adrián Barbón,

A las nueve de la mañana, Maroto participará en el Palacio del Conde de Toreno de Oviedo en un encuentro con el empresariado asturiano para la presentación de los fondos europeos “Next Generation” y posteriormente mantendrá una reunión con Barbón. Posteriormente, la Ministra intervendrá en la presentación del Plan Turístico Nacional Xacobeo en el Museo de Bellas Artes de Asturias.

A mediodía Maroto viajará a Avilés para clausurar la asamblea general de la Federación Asturiana de Empresarios (FADE), que se celebrará en el Auditorio del Centro Niemeyer. Y por la tarde se desplazará a Gijón. Allí visitará la oficina de información turística Casa Paquet y posteriormente el edificio Impulsa en el Parque Científico Tecnológico.

Compartir el artículo

stats