La Asociación Usuarios Sanidad (Asencro), que acaba de ser convocada el próximo lunes para una reunión informativa con la Consejería de Salud respecto a la nueva ley de la eutanasia en Asturias, pide poder tener a un delegado en la comisión de garantías que se creará para vigilar el correcto cumplimiento de este nuevo derecho. “La participación comunitaria se ha convertido en política; se meten a políticos en los órganos de participación”, critica el grupo, que se muestra en contra del “poder omnímodo” que, a su juicio, destila la Consejería de Salud.