Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Capsa Food y Los Caserinos, Premio Innovación en Empresas de alimentación

El jurado ha valorado el esfuerzo de estas dos compañías para reducir su huella medioambiental y su apuesta por los productos ecológicos

Mario Díaz, Jorge García, Javier Nievas, Ángeles Rivero y Eva Pando, jurado de los premios, ayer, tras su deliberación en la sede de LA NUEVA ESPAÑA, en Oviedo. | Miki López

Las empresas Capsa Food y Los Caserinos se han llevado el Premio Innovación en Empresas del sector agroalimentario, en la categoría de sostenibilidad y quesos, respectivamente, que ha convocado en su segunda edición la Cátedra Caja Rural de Industrias y Procesos Agroalimentarios (Cátedra IPA) de la Universidad de Oviedo, con la colaboración de LA NUEVA ESPAÑA y del Instituto de Desarrollo Económico del Principado (IDEPA).

En el caso de Capsa Food, el jurado la hace merecedora del galardón “por su compromiso con la neutralidad climática, sostenibilidad y estrategia de economía circular, pionera en España, procurando involucrar toda la cadena desde el ganadero hasta el consumidor”. De la empresa lactea Los Caserinoo, situada en Maoxu (Ribadesella), se destacan “sus contribuciones a la creación de nuevos quesos y otros productos lácteos próximos, en una línea intensa de innovación, incluyendo aspectos de transformación digital, ecológicos y educativos”.

El jurado, que se reunió ayer, estuvo formado por Eva Pando, directora de IDEPA; Javier Nievas, responsable de Medio Rural y Empresas Agroalimentarias de Caja Rural; Jorge García, director del área de Transferencia y Cátedras de Empresa de la Universidad de Oviedo; y Ángeles Rivero, subdirectora general de LA NUEVA ESPAÑA. Mario Díaz, de la Cátedra Industrial y Procesos Agroalimentarios, ejerció de secretario.

Alberto Amandi, en su granja. | Irma Collín

Estefanía Iglesias, directora de Sostenibilidad y Medioambiente de Capsa, reconocía estar “muy contenta” por un galardón que considera “un reconocimiento al esfuerzo” que está haciendo la compañía por alcanzar la “neutralidad climática”. La motivación de la empresa láctea, según Iglesias, es “ser parte de la solución” en la lucha por frenar el cambio climático y la contaminación. Una voluntad que les ha llevado a desarrollar “un proyecto ambicioso” en el que se cuidan todos los detalles “desde la granja a la mesa”. El compromiso de la compañía hace que se hayan puesto manos a la obra, entre otros aspectos, “en la implantación de energías renovables o la reducción de carbono”, añade la directora de Sostenibilidad de Capsa. Un esfuerzo que, además, puede llegar a ser rentable: “Introducir técnicas sostenibles no siempre es más económico, pero ser más eficientes y producir menos residuos sí reduce costes”, concluye Iglesias.

Dos trabajadores en las instalaciones de Capsa. | Julián Rus

“Tratamos de hacer un trabajo en familia, ecológico y lo más sostenible posible”, explica Alberto Amandi, uno de los cuatro hermanos que dirigen la empresa de productos lácteos artesanos Los Caserinos. Para Amandi la clave del éxito de su compañía está en mezclar “tradición e innovación”. Entre los proyectos con los que tratan de hacer más moderna su empresa está la digitalización del proceso de pasteurización que han llevado a cabo, la producción de un yogur ecológico, la transformación de su granja en ecológica y ahora están a punto de sacar un queso azul también ecológico.

Reconoce Amandi que la que se va a llevar una mayor alegría es su madre, María Aurina Medio: “Está viendo el fruto después de trabajar tanto toda su vida, para ella es una satisfacción porque nos tiene a todos juntos”. La siguiente en incorporarse a Los Caserinos será la sobrina de Alberto Amandi, que se acaba de sacar el grado de Veterinaria y que será ya la quinta generación trabajando en familia.

Compartir el artículo

stats