Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Asturias roza el lleno en un puente del Pilar sin apenas restricciones: "Podemos hablar de satisfacción"

"Las cifras demuestran el mantenimiento de la tendencia de los turistas nacionales a preferir la región frente a otros comunidades al valorar su referencia como turismo saludable, poco masificado , conectado con la naturaleza y con una oferta variada cultural", apuntan desde OTEA

Turistas en Cangas de Onís

El puente del Pilar llega a su fin y Asturias ha rozado casi el lleno en un largo fin de semana marcado por el buen tiempo que se ha prolongado hasta este martes. La ocupación registrada ha sido "cercana al 90%" según los datos recabados por OTEA de los distintos subsectores que conforman el sector de alojamiento turístico de la región.

"Las cifras demuestran el mantenimiento de la tendencia de los turistas nacionales a preferir Asturias frente a otros comunidades al valorar su referencia como turismo saludable, poco masificado , conectado con la naturaleza y con una oferta variada cultural, gastronómica y deportiva", han indicado desde la patronal de los hosteleros. Los datos obtenidos en las principales ciudades cifran las ocupaciones entre un 85 y 90%, tanto en Oviedo como en Gijón y Avilés. Cifras similares se registraron en el Oriente y un poco menos, pero en torno al 75% en el Occidente.

"Es significativo que se den cifras del 50% en acampada cuando estamos a mitad del mes de octubre"

decoration

La celebración de la fiesta de la Vendimia en Cangas del Narcea llenó los alojamientos de la comarca. En Villaviciosa, el festival de la Manzana, y en Gijón, la prueba de triatlón, generaron visitantes que elevaron los datos de ocupación. Los buenos resultados se repitieron también en los campings con ocupaciones registradas del entorno al 50% en la acampada y rondando el 90% en los bungalow. "Es significativo que se den cifras del 50% en acampada cuando estamos a mitad del mes de octubre", han señalado. Por último, el turismo rural ha mantenido muy buenas cifras de ocupación con una media regional del 80%.

"En conjunto podemos hablar de satisfacción con niveles de ocupación que ha permitido que durante estos días se vean muy animadas nuestras ciudades y nuestros pueblos. Sí se detecta que se mantiene cierta reticencia al uso de los interiores de los locales pese a la disminución de las restricciones, prefiriéndose el uso de terrazas durante el día (con buena temperatura) y disminuyendo por la noche cuando empieza a hacer más frio debido a las fechas en la que nos encontramos", han sentenciado.

El turismo va como un tiro en Oviedo

La locomotora económica de Oviedo tira ya con más fuerza que antes de la pandemia. Los datos de turismo de julio y agosto reflejan un auge sin precedentes en los últimos años en la capital asturiana, donde se registraron 20.000 noches de hotel más que en el mismo periodo de 2019, cuando el coronavirus todavía era un desconocido para todo el mundo. En esos 62 días se registraron 242.000 pernoctaciones lo que supone un incremento de casi el 9% respecto a hace dos años y 35.000 más que en Gijón, donde, a diferencia de la capital, las estancias cayeron un 16% en relación al verano previo al covid.

Todas y cada una de las estadísticas turísticas analizadas, siempre según el INE (Instituto Nacional de Estadística) reflejan un éxito rotundo en la campaña estival de este año. De los 105.964 visitantes de 2019, un gran año para el turismo, se ha pasado, después del desastre pandémico de 2020, a 109.019 este año. La variación supone un aumento del 2,88%, que contrasta con un desplome del 21,45% de visitantes en Gijón, donde se pasó de 102.341 de 2019 a los 80.384 del reciente verano turístico.

Las cifras son buenas incluso en cuanto a la estancia media, una asignatura pendiente para la concejalía de Hostelería, que aspira a captar cada vez a un mayor número de turistas de larga estancia. Oviedo ha pasado de una estancia media de 2,09 días hace dos años a un promedio de 2,2 noches de hotel por desplazamiento. Una leve mejoría en la que, a la hora de comparar, sale Gijón mejor parada al alcanzar los 2,57 días de media frente a los 2,41 del último año prepandemia.

Detrás de este balance tan positivo para el turismo ovetense hay varios factores. La campaña para promocionar a Oviedo como origen del Camino de Santiago de cara al presente año Xacobeo, que se extenderá excepcionalmente a 2022, el auge del turismo nacional y la amplia oferta de actividades culturales son algunos de los aspectos señalados tanto desde el sector privado como desde el Ayuntamiento de Oviedo para explicar la fulgurante recuperación de unos de los sectores económicos más duramente castigado por la crisis sanitaria. “El hecho de que sólo nuestra ciudad, entre todas las del norte de España haya aumentado con respecto al 2019 significa que estamos en la línea correcta y que las actuaciones realizadas han sido oportunas”, explica el concejal Alfredo García Quintana, subrayando que Oviedo crece mientras Santander, Bilbao, Vigo, León, Vitoria o Gijón experimentaron caídas de visitantes en relación a la campaña de hace dos años.

Desde el equipo de gobierno confían en que el éxito de este año no sea flor de un día, sino que permita consolidar a la ciudad como destino de referencia en los próximos ejercicios. “Estamos haciendo un gran esfuerzo para promocionar nuestra historia, nuestro patrimonio, nuestra cultura, nuestra gastronomía y, en definitiva, todos los recursos de los que disponemos. Destacamos la apuesta por la marca Oviedo, “Origen del Camino”, que está llamada a ser nuestra seña de identidad a medio y largo plazo”, agregó el edil.

Gijón, a la captura del turista comercial

Las estadísticas dicen que uno de cada cuatro turistas que pasan por Gijón hace compras, que esas compras suponen cerca de un 10% del gasto turístico que se hace en la ciudad y que ese gasto es de una media de diez euros al día. Elevar todos esos números es el objetivo de “De compras en Gijón/Xixón: mejora de la actividad comercial en zonas turísticas”, un proyecto municipal que se ha presentado a una de las convocatorias de fondos europeos a través de las convocatorias del Ministerio de Industria. Son siete ejes de trabajo que suman una inversión de 555.852 euros, de los que el Ayuntamiento de Gijón asume el 30%. De hecho, algunas de las actuaciones que se incluyen en el plan ya están en marcha. Se trata de impulsar el producto de turismo de compras e incrementar el atractivo de los ejes comerciales.

El turismo se dispara en la Laboral

Con el buen tiempo y el puente festivo, el patio central de La Laboral se ha llenado estos días de móviles y acentos diferentes. Una docena de autobuses aparcaron ayer en la puerta de entrada al recinto, depositando decenas de turistas llegados a Asturias por tierra o aire. Badajoz, Plasencia, Salamanca, León, Tenerife, Madrid y Londres son algunos de los lugares que estuvieron representados en la obra de Luis Moya. El crecimiento de visitas organizadas tampoco pasa desapercibido para la asociación de Antiguos Alumnos de la Universidad Laboral. Desde que iniciaron el proceso para que el edificio entre en la lista de monumentos de la Unesco, la entidad percibe que el trasiego de autobuses y de visitas guiadas ha crecido. “Durante muchos meses de la pandemia, las visitas organizadas estuvieron prohibidas. Pero ahora estamos notando mucha solidez”, apunta el presidente del colectivo, Jesús Merino. Esta idea la confirman también guías turísticos como Héctor Nava, que ayer capitaneó una excursión con turistas procedentes del norte de Extremadura y del sur de la provincia de Salamanca. “Están volviendo a despuntar las visitas, porque hasta el verano estuvieron prohibidas, solo venían los particulares”, concreta. Es el caso de Javier Rivera y de María Godoy, dos turistas de Badajoz y de Almendralejo que están pasando el fin de semana en el norte de España. Llegaron a Cabueñes por el boca a boca. “Mi madre estuvo en verano y me dijo que no podía irme de Gijón sin conocer este sitio. Merece la pena”, reflexionaba Rivera.

El Oriente asturiano, casi como en verano

El puente festivo del Pilar llena de turistas la comarca oriental y, en concreto, la del área de influencia de los Picos de Europa. Lo vivido ayer en Cangas de Onís es un ejemplo de ello, con los principales accesos a la capital del concejo repletos de vehículos además de decenas de grupos de ciclistas, moteros o autocaravanas. El buen tiempo animó la afluencia de público y, vez más, la tradicional plaza de mercado canguesa se convirtió en un verdadero hervidero de gente, aprovechando la mayoría de los visitantes para proveerse de algunos de los exquisitos quesos de la zona. El gamonéu del valle, uno de los más demandados, cotizó entre 23 y 30 euros el kilo, en función del número de leches con el que se elabora. El gamonéu del puertu ronda en estas fechas los 35 euros por kilo. El de Los Beyos de cabra u oveja, se pagó a 14 euros el kilo, y el de vaca, a 10 euros el kilo.

El turismo hace cola en la comarca

Las colas para comprar queso se producen en la antesala del retorno este martes, 12 de octubre, festividad del Pilar, tal como marca la tradición, del Concurso-exposición de quesos de los Picos de Europa, en su octogésima edición, decano de ese tipo de eventos, y la Feria de la Miel del Oriente de Asturias, eventos que tendrán como epicentro la plaza Camila Beceña.

Varios establecimientos hosteleros se han sumado a las jornadas gastronómicas con motivo del tradicional certamen quesero ofertando pinchos que están causando sensación en la clientela, como mini hamburguesas con queso cabrales o queso de cabra.

Compartir el artículo

stats