Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las exigencias de la cooficialidad frenan la negociación del Presupuesto

Foro todavía no ha tenido respuesta del Gobierno socialista en su reivindicación de suprimir el impuesto de Sucesiones desde 2022

Carmen Moriyón.

Las exigencias planteadas por Foro para la reforma del Estatuto de Autonomía interfieren en la negociación del Presupuesto de 2022, que está prácticamente frenada ya que aún no se han reanudado las conversaciones entre el PSOE y el resto de partidos. Podemos e IU han trasladado sus propuestas para las cuentas del próximo año, pero Foro todavía no ha recibido ninguna respuesta a los planteamientos que trasladó en el debate sobre el estado de la región que tuvo lugar el pasado mes de octubre.

El portavoz de Foro en la Junta General, Adrián Pumares, planteó en el debate de orientación de Asturias la necesidad de abordar una serie de reformas en materia fiscal, demográfica y de infraestructuras para dar su voto, decisivo, a la reforma del Estatuto. Una de esas iniciativas afecta a la supresión del Impuesto de Sucesiones en Asturias, una medida para la que los foristas ya pedían encaje en las cuentas de 2022. “Todavía no hemos tenido respuesta en Sucesiones”, reconocía ayer la presidenta de Foro, Carmen Moriyón, quien señaló que el contenido de esas reformas “es negociable”. Es decir, la posición de partida de Foro es la solicitud de supresión de Sucesiones, así como la rebaja del IRPF en varios tramos y el establecimiento de ayudas directas a la natalidad, pero los extremos de esas reivindicaciones están sujetas a la negociación en el marco de las actuales cuentas, según dejó entrever la presidenta forista.

Aunque el Gobierno socialista ha insistido en desligar la negociación estatutaria de la presupuestaria, Carmen Moriyón, también defendía ayer que debían abordarse en conjunto al tiempo que se mostraba tajante: “La negociación no empezó todavía”, precisó en la citada entrevista.

Además, la presidenta de Foro consideró como una doble condición “inamovible” tanto negociar las reformas fiscales, demográfica y de las infraestructuras como establecer en el futuro Estatuto la exigencia de una mayoría de, al menos, tres quintos de la Cámara para la ley que habrá de regular la cooficialidad del asturiano y del eo-naviego o fala. Moriyón asumió que su partido está a favor de la oficialidad como fórmula para garantizar la supervivencia del asturiano como sostienen, dijo, la Unión Europea y la Unesco, y enmarcó esa posición siempre y cuando no conlleve obligatoriedad para las personas que no quieran hablar en llingua. Los dos partidos de la izquierda alternativa, Podemos e IU, ya han presentado sus peticiones para los Presupuestos de 2022 aunque de momento no han recibido respuesta del PSOE. Ambas fuerzas son reacias a la rebaja de impuestos que supondría tocar Sucesiones, pero Barbón ha dicho que esa medida debería ser compartida por todos los partidos de izquierda que quieran la cooficialidad.

Las líneas de Feve pierden 60 euros por minuto a causa de los “simpas” e IU pide asumir su gestión


IU quiere abordar conversaciones con el Estado para asumir competencias de cuatro líneas de Feve para frenar las pérdidas económicas que ya supone el impago de billetes que afecta, sobre todo, a la de Gijón-Laviana. Los “simpas” ya son cientos a diario en los trenes de vía estrecha o ancho métrico de toda Asturias, según la coalición. “El abandono de la red de cercanías y de la supervisión de los billetes supone que se dejan de ingresar 60 euros por minuto”, afirmó el coordinador de IU, Ovidio Zapico. En concreto, este pasado fin de semana 400 personas viajaron sin billete en la línea entre La Felguera y Sotrondio, “algo habitual, que hace que esta línea deje de ingresar 10.000 euros al mes”. La coalición pide las competencias, aunque sean en régimen de consorcio con el Estado, de las líneas de Feve que discurren solo por Asturias, “una vez que el Estado haya realizado las inversiones necesarias”.

Compartir el artículo

stats