Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Rescate a la Atención Primaria: citas por las tardes y más largas para los enfermos crónicos

El Sespa oferta módulos de trabajo vespertinos para consultas presenciales a los médicos de los centros urbanos más saturados

Centro de Salud de La Lila, en Oviedo. Irma Collín

El Servicio de Salud del Principado (Sespa) ha diseñado un plan de asistencia por las tardes destinado a descongestionar los centros de salud más saturados de la región. Comenzará a implantarse en los dispositivos de Atención Primaria de Gijón, pero en los ambientes médicos se estima que con casi total seguridad sea extrapolado a las principales zonas urbanas de Asturias. En estos centros se habilitarán consultas por las tardes dirigidas a atender a enfermos crónicos y a otros pacientes vulnerables.

Estos perfiles de enfermos han visto particularmente mermada su atención sanitaria durante la pandemia de covid-19. Debido a los cuadros clínicos que padecen, requieren una atención más exhaustiva y difícil de encajar en el ritmo de consultas del horario ordinario, que suelen desarrollarse de ocho de la mañana a tres de la tarde y cuyo promedio de duración es de siete minutos. Estas consultas de las tardes serán todas presenciales.

El plan que ahora pone en marcha la Administración sanitaria, anticipado ayer por LA NUEVA ESPAÑA, se centra en ofrecer a los médicos de Atención Primaria la realización de “módulos de tarde”. Esta es la denominación que reciben las horas extraordinarias vespertinas y retribuidos que, en este caso, se proponen a los médicos que voluntariamente quieran hacerlas. Los facultativos interesados deberán acreditar que la demanda de sus cupos de pacientes no les permite atenderlos a todos en la jornada ordinaria matinal.

En algunos centros de salud, algunos médicos ya pasan consulta por las tardes para poder dar respuesta a las necesidades de sus enfermos. Lo que ahora implanta el Sespa es un programa más global, bajo unos criterios de necesidades justificadas.

Según expusieron anteayer en Gijón las autoridades sanitarias, los módulos de tarde se ofertarán a todos los médicos cuya demanda cumpla requisitos. En un futuro próximo, lo más probable es que también se oferte esta posibilidad a los médicos de Atención Primaria mayores de 55 años que, por su edad, están eximidos de realizar guardias de larga duración. Pero este programa es distinto al expuesto hasta el momento y, aunque la Administración tiene la firme decisión de desarrollarlo, aun no ha arrancado.

Estas medidas del Sespa tienen como objetivo atajar el colapso que sufre la red de Primaria en los espacios urbanos de Asturias. Una situación que obedece, principalmente, a la escasez de médicos de familia que aflige a toda España y que empuja a poner el acento en persuadir a los profesionales ya en plantilla para que amplíen su actividad.

Este complejo panorama de los centros de salud ha llevado al Sindicato Médico de Asturias (SIMPA) a presentar en la Junta General del Principado una solicitud de reprobación al consejero de Salud, Pablo Fernández Muñiz. Esta iniciativa deberá ser impulsada –o no– por alguno de los siete grupos políticos con representación en el Parlamento. Según los dirigentes del SIMPA, “la Atención Primaria de Asturias está en una situación agónica, y es el momento de decidir: o la reanimamos o le damos una sedación paliativa y la dejamos morir”.

Las maniobras de reanimación concebidas por la Consejería pasan por motivar a los médicos de plantilla de las zonas con más demanda a que pasen consulta por las tardes. En el caso de los facultativos de Atención Primaria mayores de 55 años que están eximidos de realizar guardias largas, se les ofrecerá también hacer módulos por las tardes. Esta misma posibilidad será planteada a los facultativos de Atención Especializada (hospitales), que antaño dispusieron de esta opción que se les había quitado en 2012. En esta ocasión, el Sespa no hará distingos entre unos y otros. “En los presupuestos de 2022 está incluida una partida para ‘módulos de tarde’”, explicaron a este periódico fuentes sanitarias.

Compartir el artículo

stats