A Alberto Garzón le persiguen en Asturias las polémicas con el sector agroganadero. La última vez que estuvo en la región, el pasado verano, el Ministro de Consumo lo hizo para calmar los ánimos de los profesionales, muy enfadados con él por haber dudado de la calidad de la carne en España en una entrevista en un diario extranjero. Y este sábado se repitió la situación, porque el Ministro visitó el Principado un día después de presentar el informe “Sostenibilidad del Consumo en España” y recomendar “menos carne, menos lácteos y más dieta mediterránea” para reducir la contaminación.

La organización agraria Asaja, liderada en Asturias por Ramón Artime, arremetió contra el “inadmisible nuevo ataque a los ganaderos por parte de Garzón. La organización reclama al Ministro “una rectificación inmediata, ya que sus ataques perjudican gravemente al sector ganadero de nuestra región”, más en un contexto de crisis profunda como el que en la actualidad atraviesa el campo.

Ramón Artime advierte de que “gran parte del territorio de Asturias tiene en la ganadería su principal actividad económica, por lo que afirmaciones como las del ministro Garzón causan enormes daños económicos a quienes verdaderamente mantienen el mundo rural, que son, en gran parte, los titulares de explotaciones ganaderas”.

Por todo ello, Asaja Asturias pide al Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que cese de inmediato al ministro Garzón "en beneficio del campo, porque en caso contrario será cómplice de la ruina y empobrecimiento de un sector tan importante para nuestra región".