Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los beneficios de la categoría profesional del escanciador: plus salarial y formación reglada

“Llevamos tiempo trabajando con Otea y con el Principado y el asunto está prácticamente hecho”, afirman desde la asociación profesional

Cristian Valle escancia un culín en Gijón MARCOS LEON

“Este año puede que veamos reconocida la categoría profesional del escanciador”, sostiene Saúl Moro, presidente de la asociación que los aglutina en Asturias y que organiza el campeonato regional, un evento que busca dar con buenos tiradores y al mismo tiempo incentivar que la gente se anime a ello. “Llevamos tiempo trabajando con Otea y con el Principado y el asunto está prácticamente hecho”, asegura Moro. La categoría de escanciador figurará así en el convenio y tendrá un plus salarial, algo “de ley y justo”, según recalca. “Lo que está claro es que hay paro, en Asturias faltan escanciadores, la región tiene en el turismo una importante fuente de ingresos y en la sidra un reclamo de primer orden. Además, aspiramos a que sea Patrimonio de la Humanidad. No queda otra que trabajarla bien”.

La categoría de escanciador, una vez reconocida, permitirá desbloquear otro caballo de batalla de los dueños de sidrerías: que haya formación reglada específica. “Hasta que no se reconozca no hay opción a cursos”, señala Moro, quien lamenta que las escuelas de hostelería de la región “miren para otro lado” y apenas hablen de la sidra en sus temarios. “Si lo hacen, es de pasada. Lo que queremos es que haya más carga teórica y práctica. En la asociación nos ofrecemos voluntarios a colaborar sin ningún problema, de hecho ya lo venimos haciendo”. El presidente del colectivo cree que la implantación de un grado medio sobre sidra y escanciado está muy cerca: “Es necesario que todos sumemos y nos involucremos”.

La receta de los sindicatos para la falta de camareros

“La solución está en pagar más”. Es la receta del Ministerio de Trabajo y del sindicato CC OO para la patronal hostelera. En Asturias, tal y como recogió este periódico días atrás, los empresarios están “desesperados” porque no encuentran personal para completar sus plantillas de cara al verano. En en el gobierno central consideran que el origen del problema está, en parte, en las malas condiciones salariales y de horarios. En la misma línea se expresa Alfredo García, responsable de Servicios en CC OO-Asturias. “Esto es como el ‘día de la marmota’. La solución pasa por dignificar el sector”, zanja García, quien admite que el convenio del sector –firmado hace 11 años– “es bueno y si se cumpliera no habría problemas. Lo bueno, la calidad, hay que pagarla. Al igual que los escanciadores”.

Compartir el artículo

stats