Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una comisión en el Parlamento y una cumbre con su equipo, el día de "un alto cargo práctico y resolutivo"

El aspirante a la Presidencia del Principado tiene a sus órdenes a ochenta personas y maneja un presupuesto de 600 millones

Diego Canga, ayer por la mañana, durante la reunión de la Comisión de Agricultura del Parlamento Europeo en la que participó. | LNE

Del desierto, el calor y el atraso secular del Chad, el país con el que tantas vinculaciones tiene Diego Canga Fano a la humedad, el frío y el gris del cielo encapotado de Bruselas. El flamante candidato del Partido Popular para Asturias regresó el lunes de su periplo por el país africano y el martes temprano ya estaba en su puesto de la Comisión como director de las Denominaciones de Origen (DOP), de las Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP), de la promoción de las exportaciones y de la investigación agrícola. Desde el 1 de noviembre en que fue nombrado de nuevo para esta responsabilidad maneja un presupuesto entre 600 y 700 millones de euros al año.

Fue una jornada de locura dadas las circunstancias, pero en la medida de lo posible mantuvo su agenda. Nada más incorporarse –normalmente lo hace sobre las 8 de la mañana– tuvo que asistir a una sesión de la Comisión de Agricultura en el Parlamento Europeo sobre fertilizantes para explicar la postura de la Comisión, luego mantuvo varias reuniones preparatorias con sus tres equipos de trabajo, en las que adelantaron los temas que tienen pendientes en los próximos días, sobre asuntos relacionados con la comunicación y la investigación.

En su día a día Canga, cuya oficina se encuentra en la emblemática rue de la Loi, lee la prensa asturiana, nacional e internacional, se ocupa de los temas de personal –más de 80 profesionales dependen de su dirección– y examina todas las propuestas pendientes de las DOP, IGP y otros temas de su departamento. También revisa la ejecución presupuestaria que depende de él. Todo ello sin papeles porque toda la gestión interna de la Comisión se desarrolla de manera telemática.

En realidad, ayer fue un día especial, pero normalmente tras una comida frugal en alguno de los múltiples restaurantes de las propias instituciones, la jornada acaba entre las 6 y las 7 de la tarde, después de lo que es normal aquí. A partir de entonces puede dedicar el tiempo a su familia y a otros muchos compromisos y actividades que ha ido añadiendo a lo largo de estos años, como, durante bastante tiempo, Compromiso Asturias XXI.

Rasgos profesionales

Por su trabajo, pero también por su vocación, viaja de manera muy frecuente por todo el continente europeo y por el resto del mundo (este año estuvo en América Latina y en África) y está muy ilusionado con promover la rica y diversa producción agroalimentaria europea en Estados Unidos, China, los países árabes y otros mercados emergentes.

Canga ha dirigido muchos equipos durante su carrera. Ha colaborado con funcionarios y expertos de los 27 países y normalmente se entiende con sus colaboradores y superiores en inglés y en francés, pero también utiliza el italiano tras sus años con Antonio Tajani. Por su trabajo ha obtenido varios premios y distinciones de comunidades y colectivos de diferentes países europeos.

Muchos de los que conocen hablan de su capacidad de trabajo, sus buenas relaciones y su talante moderado y prudente. Hasta ahora ha estado en la sala de máquinas, sin mucha exposición pública, salvo por la asociación Compromiso Asturias XXI. Atesora un capital enorme: sus muchas conexiones internacionales. No en vano es un funcionario destacado en la capital europea tras haber pasado por la jefatura de dos gabinetes, ambos con el actual vicepresidente y ministro de Exteriores italiano, Antonio Tajani, en la Comisión y en la presidencia del Parlamento Europeo. Y anteriormente con la desaparecida Loyola de Palacio.

Diego Canga, ante una fotografía de Antonio Tajani. | Mario Bango

"Es un profesional práctico y resolutivo" confiesan funcionarios comunitarios con los que ha coincidido en las instituciones. En Bruselas las ideologías suelen quedar desdibujadas con respecto a las familias políticas de cada país. Aquí las batallas son otras. En las tres instituciones comunitarias (Comisión, Parlamento y Consejo) existe una colaboración casi permanente entre conservadores –el grupo mayoritario–, socialdemócratas y liberales que copan los puestos más relevantes. Los verdes, que han crecido mucho, y los grupos de izquierda tienen también su influencia, pero nacionalistas de diverso signo y la extrema derecha carecen de relevancia y poder, al menos hasta ahora.

La llamada de África

En el Chad, donde estuvieron hasta este fin de semana, Diego y Pilar Roza, su mujer, han apadrinado a varios jóvenes para que puedan formarse dadas sus menguadas posibilidades económicas de aquellas familias. Estos días pasados una de sus ahijadas ha obtenido la licenciatura de Medicina, para orgullo de sus padrinos que pudieron asistir al acto de su graduación. Canga declaró en su día a este periódico que "África tiene un potencial enorme que tenemos que cuidar y atender" y ha hecho un gran esfuerzo por ayudar a países como el Chad –donde había trabajado como veterinario su padre–, en el que el retraso y económico y social abruma desde una perspectiva europea. Durante años han intentado comprometer a europeos para que ayuden al desarrollo de estos países.

Ahora, con la candidatura, la vida del funcionario comunitario y de su familia ha dado un vuelco total e inesperado, pero como contrapartida le servirá para dedicarse de cuerpo y alma a lo que ha sido su principal obsesión durante toda su vida: Asturias.

Compartir el artículo

stats