Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Ministerio asume el "descrédito" por la Variante, pero culpa al PP de la demora

El Gobierno central atribuye el último retraso a problemas de suministro de materiales y garantiza que habrá "trenes en tres horas a Madrid desde este año"

Isabel Pardo de Vera y Adrián Barbón, de camino a la reunión, pasan ante un andamio. | Luisma Murias

"El AVE llegará a Asturias este año". Isabel Pardo de Vera, secretaria de Estado de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, quiso ayer despejar todas las dudas sobre las obras de la variante de Pajares durante una reunión que mantuvo en Oviedo con representantes del Gobierno del Principado, la Delegación del Gobierno y agentes sociales de la región. No solo detalló el porqué del último retraso (problemas de suministro de materiales) que impedirá inaugurar la Variante en mayo, como había prometido el Ministerio, sino también los de los anteriores. "Hubo que reconducir muchos proyectos", explicó Pardo de Vera, que se mostró comprensiva con el sentimiento de fiasco de los asturianos. "Entiendo el descrédito", afirmó, a la vez que pidió "disculpas" por el último "traspiés" que retrasará un poco más la apertura de una infraestructura que suma ya 19 años de obras y 13 de retraso sobre las previsiones iniciales.

No obstante, Pardo de Vera calificó de "asumible un retraso de dos meses en unas obras de dos décadas". La dirigente ministerial miró hacia atrás, cargando muy duramente contra la gestión y la "negligencia absoluta" de los gobiernos del PP, y muy especialmente contra Francisco Álvarez-Cascos, a los que achacó los retrasos de la Variante.

Pero también miró hacia adelante, al subrayar que el AVE llegará ya este año hasta Oviedo y Gijón, y que tardará tres horas desde Madrid a la capital asturiana en los viajes sin paradas, y unos veinte minutos más hasta la villa de Jovellanos. Eso hasta que dentro de unos meses (aún no hay fecha) estén operativos los trenes Avril, capaces de rodar a más de 300 kilómetros por hora, cuando se reducirán los tiempos de viaje. "No pueden hackearnos este éxito", añadió. Tanto durante el encuentro como en la comparecencia pública posterior Pardo de Vera tuvo palabras muy duras hacia Álvarez-Cascos, al que culpó de buena parte de los retrasos de la Variante por su "empeño" en abrirla en ancho internacional y mantener abierta la "obsoleta" rampa de Pajares para los trenes de mercancías.

"Cascos me dijo: ‘Aquí se hace lo que me sale de los cojones’, en referencia al ancho de vías de la Variante y a la rampa", relata la dirigente ministerial

decoration

Pardo de Vera relató lo ocurrido durante una reunión que mantuvo con Álvarez-Cascos, entonces al frente de Foro, como técnica de Adif. Fue en 2018, cuando el voto de Foro era decisivo para aprobar los Presupuestos Generales del Estado del PP. Aquel apoyo se hizo a cambio de modificaciones en el proyecto del AVE a Asturias, entre otros un cambio de ancho de vía, incluso en puntos donde ya se habñía desplegado otro. Cambios que, según Pardo de Vera, solo suponían retrasos en la puesta en servicio de la Variante. "Nos quería hacer cambiar los proyectos a los que entonces dirigíamos toda la construcción, explotación, mantenimiento y proyectos. Evidentemente nos opusimos y lo explicamos, pero me pidieron recibirlo (a Álvarez-Cascos) personalmente en Adif", explicó Pardo de Vera.

"Después de explicarle durante dos horas y media y con el presidente (de Adif) delante, y no estoy mintiendo, porque había testigos, lo que me dijo fue: ‘Lo entiendo perfectamente pero aquí se hace lo que me sale de los cojones porque el voto de Foro Asturias es determinante para los presupuestos’. Afortunadamente para la infraestructura asturiana llegó la moción de censura y Ábalos como ministro, me ascendieron a presidenta de Adif y mantuvimos los proyectos como los habíamos previsto técnicamente", concluyó la ahora secretaria de Estado de Transportes.

El presidente del Principado, Adrián Barbón, agradeció las explicaciones y destacó que hubo "muchos ministros y muchos secretarios de estado" desde que empezó el proyecto ferroviario de Pajares "y nunca se han pedido disculpas". Barbón resaltó el "marco de decepción" de su gobierno respecto al Ministerio, que "tiene una deuda enrome con Asturias que tiene que saldar". "Con el plazo de mayo todos nos hacíamos ilusiones", agregó antes de indicar el "cabreo y frustración" del Principado "y de los asturianos" por el enésimo retraso en la inauguración de la Variante. "Pedí que se diera la cara y (la secretaria de Estado) se prestó desde el primer momento", matizó.

"Tras la moción de censura a Mariano Rajoy conseguimos desbloquear 217 expedientes"

Isabel Pardo de Vera se remontó hasta 2002 para explicar los 13 años de retraso que acumula de momento la variante de Pajares. Porque, según explicó, en los primeros estudios estuvieron ya los primeros errores. Aquellos proyectos iniciales, elaborados durante la época de José María Aznar y Francisco Álvarez-Cascos en el Gobierno, estaban "mal hechos", "no estaban adecuados al territorio". Eran "proyectos cogidos con alfileres", que hubo que modificar posteriormente, lo que ya implicó retrasos.

Pero lo peor, según el relato de la secretaria de Estado de Transportes, estaba por llegar. Fue en 2012, cuando la crisis económica, que había comenzado cuatro años antes, provocó que al Gobierno de Mariano Rajoy paralizara multitud de obras por todo el territorio español. Pardo de Vera indicó que en aquella época se registró la "defenestración" de Adif, empresa pública a la que el PP llevó "al fracaso". Aseguró que abandonó el Administrador Ferroviario en 2015, cuando se estaba "desmoronando".

16

La secretaria de Estado de Transportes, Isabel Pardo de Vera, se reúne con los agentes sociales en Asturias Luisma Murias

La consecuencia de todo ello fue que en el año 2016 todos los proyectos ferroviarios quedaron "bloqueados, contaminados". Y todo a causa de la "negligencia absoluta" del Gobierno del PP, según Pardo de Vera.

Puso como ejemplo de la gestión de los populares el hecho de que aseguraran en 2015 que la Variante estaría en servicio en 2016. "Aquello no fue una imprecisión, sino una falacia absoluta", censuró. "Entiendo descrédito de los asturianos", insistió.

La moción de censura que en 2018 desalojó a Mariano Rajoy de la presidencia del Gobierno y propició el desembarco de Pedro Sánchez supuso, según la dirigente ministerial, un punto de inflexión: "Conseguimos desbloquear 217 expedientes" y "tuvimos que reconducir muchos proyectos porque estaban contaminados". Entre ellos, el de la Variante.

De ahí su convicción de que el Ministerio de Transportes debía pedir "disculpas por todas las vicisitudes de este proyecto", algunas "más que lamentables". En este punto incidió en que también ha generado descrédito entre los asturianos "la manipulación y el maniqueísmo político" en relación con la Variante.

Otro ejemplo más citado por Pardo de Vera en torno a los retrasos tiene que ver con los trenes Avril de ancho variable, encargados por Renfe en 2016 a Talgo. Si no se han entregado todavía –están en fase de pruebas– se debe a que los pliegos elaborados durante la etapa del PP en el Gobierno estaban "mal hechos", llenos de "ambigüedades e indefiniciones".

En cuanto a las declaraciones que Pardo de Vera realizó en 2020 sobre que las obras de la Variante concluirían en 2021, reconoció que había sido "optimista", pero que un cambio en la normativa de galerías de evacuación, señalización y comunicaciones obligó a redactar nuevos proyectos.

En cuanto al último retraso registrado en las obras de la futura salida ferroviaria a la Meseta, detalló punto por punto lo ocurrido, "incluso día por día", señaló uno de los asistentes al encuentro con la secretaria de Transportes. La idea era acabar la obra civil en la segunda quincena de diciembre, pero hubo "problemas de suministro de materiales" y no podrá hacerse "hasta la segunda quincena de febrero", explicó.

Los usuarios del tren en Asturias pasarán con el AVE de 241.000 a 597.000, según un estudio

La secretaria de Estado de Transporte abogó ayer por mirar al futuro con "espíritu constructivo" para aprovechar el revulsivo que para Asturias supondrá la apertura de la Variante. Un revulsivo que tradujo en números el presidente de la Cámara de Comercio de Oviedo, Carlos Paniceres, quien durante el encuentro de ayer con Pardo de Vera reveló que maneja un estudio que apunta que el número de usuarios del tren pasará con la llegada del AVE de los 241.000 que se contabilizaron en 2019 a 597.000, lo que supondrá un incremento de un 147,7 por ciento.

Pardo de Vera animó a los dirigentes políticos y a los empresarios a "aprender" de lo ocurrido en el resto del territorio donde ya ha llegado el AVE, tanto de los lugares en los que "se ha hecho bien, como de en los que se han observado deficiencias".

Resaltó que la alta velocidad puede convertirse en "la base para el crecimiento de una región como Asturias, con un potencial enorme", y que "el turismo ligado con cultura tiene que estar asociado a la movilidad". De ahí que animara a los empresarios y a los mandatarios del Principado a decidir a qué "tipo de turismo" aspiran en el futuro. Y, siempre, según expresó, con los sectores público y privado de la mano.

La dirigente del Ministerio de Transportes anunció que cuando abra la Variante se ofrecerán "todas las frecuencias posibles", y que habrá tanto trenes directos como con paradas a Madrid. "La gran revolución esperada es tener los Avril", expresó Pardo de Vera, quien tampoco quiso dar ninguna fecha para la entrega a Renfe de esos trenes por parte de Talgo.

También quiso aclarar "algunos malentendidos", como afirmaciones sobre que los trenes de alta velocidad solo llegarían hasta Pola de Lena. Isabel Pardo de Vera subrayó que no será así, y que los trenes AVE llegarán "a Oviedo y a Gijón". Además, según aclaró, la alta velocidad "no depende del ancho", sino de otras especificaciones técnicos de interoperabilidad, como el sistema de gestión de tráfico, que ha de ser el europeo, el denominado ERTMS, el más avanzado que existe y el exigido por las autoridades comunitarias.

Compartir el artículo

stats