2 Billetes de AVE Gratis La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Carmen Adams Catedrática de Patrimonio Cultural para Turismo, nueva especialidad

"La inteligencia artificial puede tener una enorme proyección en el turismo"

"Asturias debe ser puntera en enfocar con herramientas del siglo XXI su patrimonio cultural, que es riquísimo, como motor de desarrollo"

Carmen Adams, en una imagen de archivo. | Irma Collín

Carmen Adams, doctora en Historia del Arte y profesora en la Facultad de Comercio, Turismo y Ciencias Sociales "Jovellanos" de la Universidad de Oviedo, atiende a LA NUEVA ESPAÑA recién llegada de un viaje a Marruecos muy especial: celebrar la obtención, con la máxima nota, de la cátedra en Patrimonio Cultural para Turismo, una especialidad en la que es pionera en Asturias. Adams (Santiago de Chile, 1964) forma parte además del equipo directivo de la Cátedra Concepción Arenal de la Agenda 2030 que echa ahora a andar.

–Enhorabuena. Supongo que contenta tanto por la cátedra como por estrenarla en Asturias.

–Es mi especialidad, doy clase de patrimonio cultural desde hace muchos años. Cuando me acredité para la cátedra decidí que sería en esa asignatura. En mi área en la facultad había tres cátedras. La mía es la cuarta. En España hay muy pocas de esta especialidad.

–¿Y su objeto de estudio?

–Se trata de que los alumnos de turismo conozcan la importancia del patrimonio cultural; recuperar el espíritu de la Comisaría Regia de Turismo de principios del siglo XX, el Patronato Nacional de Turismo, con un contenido y tendencia regeneracionistas, que planteaba que el turismo puede ser el motor de desarrollo y de modernización de España a partir del patrimonio cultural. Eso se ha perdido con el paso del tiempo, se ha quedado en algo más empresarial. Y lo que intentamos nosotros es recordar que nuestro patrimonio cultural es importantísimo como motor de desarrollo.

–¿Se ha perdido la vinculación turismo y patrimonio?

–Sí, hace tiempo se fueron distanciando poco a poco. Pero creo que ahora mismo, al menos en el decanato de mi facultad, se hace un esfuerzo enorme para adaptarnos a los nuevos tiempos, al siglo XXI. El turismo tiene una enorme proyección de futuro. Carmen Artigas, secretaria de estado de Digitalización e Inteligencia Artificial, que estuvo días atrás en LA NUEVA ESPAÑA, habla de impulsar sectores como el turístico y el patrimonio cultural. Todo el mundo tiene esto en el punto de mira. Lo que debemos hacer es enfocarlo con herramientas del siglo XXI. Y Asturias puede ser puntera en esto, tenemos un gran patrimonio cultural.

–¿Cómo lo valora? Ahí están los hórreos, el Prerrománico...

–No hay que olvidar la arquitectura de indianos... Es riquísimo, amplísimo y hay que cuidarlo. Creo que una de las cosas más interesantes que han surgido en los últimos meses en Asturias es que la Consejería de Ciencia sacó la Estrategia de especialización inteligente 2021-2027 que habla de patrimonio y turismo y de la necesidad de ponerlos en valor, además de rastrear nuevos recursos patrimoniales identitarios para la región. Hay un campo de acción tremendo.

–Algo básico para explotar el patrimonio es cuidarlo y conservarlo. ¿Lo hacemos?

–A ver, todo es mejorable. Pero estoy segura de que el gobierno se esfuerza en ello, y con el apoyo de la Universidad, que tiene mucho que decir a la sociedad y a Asturias. Tenemos y formamos a profesionales magníficos para afrontar los retos del siglo XXI. Creo que la inteligencia artificial puede tener una enorme proyección en turismo.

–Ahí tenemos la sidra, aspirando a ser Patrimonio de la Humanidad.

–Patrimonio no es solo lo material ni arquitectónico, sino también lo inmaterial, los usos y costumbres, la memoria histórica... Yo creo que debemos pensar en los límites y definirlo. Me parece que todo lo que aporte elementos identitarios siempre lo es. Hay otros muchos patrimonios culturales en Asturias sobre los que habría que trabajar.

–¿Cuáles por el ejemplo?

–Lo indiano. No solo son las casas tan bonitas y ostentosas, sino su cosmopolitismo, las sinergias generadas. La Asturias actual no se podría concebir sin el viaje a América, sin esa ida y vuelta con la que trajeron formas de vida de lugares lejanos. Lo indiano es internacionalización y cultura.

–¿Percibe poso indiano en la sociedad asturiana actual?

–Pienso que sí. La cultura emprendedora, ir más allá, salir fuera.

–Cierto. Los asturianos siguen yéndose a buscar oportunidades fuera al no haberlas aquí. Se ve como un lastre.

–Eso son otras cuestiones. Pero el que se va siempre trae algo. Y si es conocimiento, eso es siempre bueno. Bienvenido sea. Los indianos también llevaron cosas a sus destinos.

–¿Ve posibilidad de que el mundo indiano sea Patrimonio de la Humanidad?

–Eso ya habría que mirarlo con detenimiento. Lo importante es trabajar, poner las cosas en valor, saber lo que tenemos, qué región queremos y hacia dónde ir. Yo creo que en este sector hay muchos nichos por explotar.

–¿Por dónde ir?

–Yo pienso que la especialización inteligente abre camino. Habla de cosas como la industria creativa y su futuro, la llamada economía naranja como motor de desarrollo. Estamos en el buen camino. El patrimonio cultural debe ser el motor de desarrollo de la región y en la Universidad formamos técnicos muy capaces y buenos.

–Las matrículas en Turismo han caído.

–Pues yo creo que se explica con la caída poblacional en general y en todos los estudios pasa. La facultad se esfuerza ahora para adaptarse a una nueva realidad que quizás sea de menos alumnos, pero igual más especializados y formados. Hay que adaptarse. Todo cambia. En turismo, por ejemplo, cuando ahora viajas puedes antes recrear tu habituación del hotel gracias a las nuevas tecnologías.

–¿Qué es para usted hoy en día hacer turismo, ir de turismo?

–Decía Javier Reverte que "la aventura de viajar consiste en ser capaz de vivir como un evento extraordinario la vida cotidiana de otras gentes". Antes la información previa la proporcionaban los folletos o las fotos. Ahora la obtenemos de internet y con la ayuda de realidad aumentada. Sigue habiendo quien viaja con toda la información y busca lo ya leído o visto, y quien prefiere encontrar lo no esperado. Cortázar lo explica cuando cuenta cómo viajan los famas y los cronopios. Yo prefiero a los cronopios.

–Hace algo más de un año dejó el vicerrectorado para sus proyectos. ¿Buena decisión?

–No me arrepiento nunca de nada. La decisión la tomé de forma meditada porque decidí apostar por la investigación y la docencia. Yo tengo una amplia experiencia en gestión, también sigo vinculada a la actividad sindical, pero ahora estoy muy satisfecha con mi cátedra. Tengo muchos proyectos entre manos.

–¿Cómo ve el trabajo del equipo rector y los planes de reordenación de sedes?

–Una vez que dimití, no lo sigo como para tener una opinión formada. Quien lo hace, sabrá lo que hace.

Compartir el artículo

stats