El colombiano al que pillaron en el Aeropuerto con 28 kilos de cocaína afronta ocho años de cárcel

El acusado llevaba la droga en dos maletas facturadas desde Colombia

El colombiano sorprendido con la droga, tras declarar en Avilés.

El colombiano sorprendido con la droga, tras declarar en Avilés. / Luis Vega

Luis Ángel Vega

Luis Ángel Vega

La Fiscalía pide 8 años de prisión y multa de más de tres millones de euros para el colombiano sorprendido en el Aeropuerto de Asturias con dos maletas con 28 kilos de cocaína. La vista oral está señalada este jueves, 13 de junio, en la Sección Tercera de la Audiencia Provincial, con sede en Oviedo.

El Ministerio Fiscal sostiene que, sobre las 15,30 horas del 13 de mayo de 2023, el acusado (Colombia, 1995) llegó al aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas en un vuelo procedente de Bogotá, con itinerario Bogotá-Madrid-Oviedo, portando una bolsa de mano y, como equipaje facturado, dos maletas.

Al paso de una de las maletas por el control de seguridad, los vigilantes constataron que una de las maletas facturadas portaba unos paquetes de apariencia sospechosa. Como el acusado proseguía el viaje hacia su destino en Asturias, los agentes de la Guardia Civil, sobre las 17,10 horas de ese día, abrieron la maleta en presencia de una empleada de la compañía área y encontraron en su interior 15 tabletas de polvo blanco con 15.074,96 gramos de cocaína con una pureza del 78,2 por ciento, que el acusado pretendía distribuir a terceros.

Posteriormente, sobre las 17,30 horas, una vez que el avión llegó al Aeropuerto de Asturias, los agentes dieron el alto al acusado, prestando este su consentimiento a la inspección y apertura de la segunda maleta, en cuyo interior había 13 tabletas de polvo blanco, que contenían 13.040,66 gramos de cocaína con una pureza del 84,3 por ciento, que el acusado pretendía igualmente distribuir a terceros.

El valor total de la droga incautada es de 1.099.016,9 euros si la venta es al por mayor, de 1.724.811,8 euros si la venta es al por menor y de 6.979.020,9 euros si la venta es por dosis.

El acusado se encuentra en situación de prisión provisional por esta causa. 

La Fiscalía considera que los hechos son constitutivos de un delito contra la salud pública, en su modalidad de tráfico de sustancias que causan grave daño a la salud, y solicita que se condene al acusado a 8 años de prisión y multa de 3.297.050,7 euros, con seis meses de responsabilidad personal subsidiaria  en caso de impago, así como la accesoria de inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena. Costas.

Ante la necesidad de ejercer un efecto disuasorio en la comisión de delitos contra la salud pública, no se interesa la sustitución de la pena de prisión por la expulsión del acusado del territorio nacional.