Casi 500 plazas nuevas de docentes y 23 millones de euros, la propuesta de Educación a los sindicatos de enseñanza pública

Las organizaciones sindicales, que valoraron positivamente la medida pero criticaron que no se implemente hasta el curso 2026-2027, piden más reuniones antes de desconvocar la huelga de septiembre

Por la izquierda, el director general de Personal Docente, César González; la Consejera de Educación, Lyidia Espina; y una técnica del departamento.

Por la izquierda, el director general de Personal Docente, César González; la Consejera de Educación, Lyidia Espina; y una técnica del departamento. / Mario Canteli

La Consejería de Educación anunció este jueves una propuesta para las organizaciones sindicales para acometer la reducción de la jornada lectiva de los maestros de Infantil y Primaria de 25 a 23 horas. Dicha medida, que se implementaría a partir del curso 2026-2027, implicaría la contratación de 486 profesionales y una inversión de 23,5 millones de euros. Además, también se presentó un plan de desburocratización en los centros educativos que se acometerá a lo largo de la legislatura.

"Es una medida que repercute directamente sobre la mejora de los derechos laborales y en la calidad educativa de alumnas y alumnos", señaló la Consejera de Educación, Lydia Espina, que explicó que "hemos hecho un anuncio claro y contundente para abrir una mesa sincera y real de negociación". Durante su comparecencia, Espina pidió una muestra de buena voluntad a las organizaciones sindicales respecto a la convocatoria de huelga del 10 de septiembre. "Tiene que haber un marco de diálogo. Vamos a negociar primero y si no les convence, entendemos que lo formalicen", recalcó.

Respecto al plan de desburocratización, que contará con un calendario para toda la legislatura, plantea la simplificación procesos, digitalización de documentos, la mejora de los soportes administrativos y la formación en tareas de gestión.

Por su parte, las fuerzas sindicales que acudieron al encuentro, valoraron positivamente la propuesta de la Consejería, aunque también la calificaron como "poco ambiciosa". Gumersindo Rodríguez, de ANPE, explicó que la propuesta de Educación cuenta con "cifras a tener en cuenta" y que "nos obligan a una reflexión y a incentivar una voluntad negociadora para alcanzar un acuerdo". Respecto a la contratación de docentes, Rodríguez explicó que "el Principado tiene recursos para acudir a la contratación de interinos. Son cifras muy importantes que podrán aportar mejores condiciones de trabajo y tiempo de más calidad en los centros".

Borja Llorente, de CCOO, dio su visto bueno a la propuesta de la reducción de las horas lectivas, aunque criticó que los tiempos de implantación y añadió que "el Gobierno central lo aprobó en 2018 y aquí se pretende implantar en 2026". Respecto a las propuestas de desburocratización, declaró que el caso de Asturias es "una anomalía" debido a la plataforma SAUCE por su mal funcionamiento. "La calendarización nos parece que no es ambiciosa, pero es un buen punto de partida para negociar y lo valoramos positivamente".

Xosé Luis Colodrón, de SUATEA, reivindicó que la voluntad de negociación de la consejería "se vio condicionada porque nos hemos movilizado todo el curso y tras la convocatoria de la huelga". Respecto a las medidas, señaló que desde el sindicato se valoran positivamente algunos aspectos mientras que otros "se dejan en el tintero" como la reducción de la jornada de mayores de 55 años. "La negociación de las 23 horas tiene una calendarización y un presupuesto que son interesantes", declaró Colodrón, que reivindicó que se trata de un apartado "prioritario" criticó que se aplace al final de legislatura.

El representante de UGT, Cristóbal Puente, aplazó a la valoración y estudio de las propuestas planteadas, en concreto la reducción de la carga lectiva que consideró que "mejora la calidad de la enseñanza pública". Respecto al calendario propuesto, recalcó que "no nos satisface del todo". Además, señaló que la reducción "debe cristalizar en el Boletín Oficial del Principado", ya que "son demandas que vienen planteándose año a año".

Por su parte, Jorge Caro, de CSIF, se mostró crítico ante la Consejería, a la que achacó que "siempre nos vende cosas a futuro y no hay nada concreto". En ese sentido, señaló que la reducción de las horas lectivas "tendrá impacto en el curso 2026-2027" pero que "los problemas de grietas y humedades son ahora". En ese sentido, explicó que la propuesta de desburocratización "es la única propuesta real para hoy y es convertir papeles de formatos físicos a formatos PDF".

Respecto a la desconvocatoria de la huelga, los sindicatos emplazaron a una reunión conjunta para valorar los avances y estudiar las medidas a tomar, aunque señalaron que "se puede convocar y desconvocar". Puente señaló que "a la Consejera le gustaría que la aplazáramos. Hablaremos y valoraremos". Por su parte, Caro recalcó que la petición de Educación es que "desconvoquemos y luego tendremos reuniones, pero debería ser al revés. Si llegamos a acuerdos, desconvocaremos".