Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PP cuestiona “la chapucera” rebaja de tasas del Principado

Los populares se oponen a la tramitación por lectura única de la modificación legal por “no estar suficientemente motivada”

Edificio de consejerías del Principado en Llamaquique, en Oviedo. Luisma Murias

“Tarde, mal y nunca”. El PP asturiano cargó ayer en esos términos contra “la chapucera tramitación” de la ley para rebajar las tasas autonómicas, una medida que el Gobierno regional prometió el pasado mes de marzo pero cuya aprobación, que permitirá un ahorro de casi dos millones a los sectores de la ganadería, agricultura, la pesca y el transporte, no estará lista hasta el primer pleno de junio. Los populares se oponen a que la reforma de esta ley autonómica se lleve a cabo mediante lectura única, basándose en los informes de los letrados de la Cámara, que advirtieron de que dicha urgencia no estaba suficientemente motivada. La rebaja de tasas fue una de las medidas adoptadas por el Gobierno asturiano para tratar de aminorar los efectos de la escalada de precios derivada de la guerra de Ucrania sobre los sectores primarios y el transporte, pero para entrar en vigor debe cambiarse antes la ley autonómica correspondiente.

La intención del PSOE era que la reforma legal para eximir del pago de tasas a estos sectores se pudiera tramitar por el procedimiento de lectura única, el más ágil posible al no incluir comparecencias ni enmiendas. El PP confirmó ayer su negativa y su portavoz adjunto, Pablo González, explicó los motivos de su negativa tras criticar con dureza la labor del Ejecutivo “en una ley que llevan cociendo dos meses y es de las facilitas. No entendemos que hayan tardado tanto y que encima venga la modificación al Parlamento de manera chapucera”. El diputado popular indicó que la tramitación por esa vía exprés “tiene que justificarse, pero no se observa esa justificación en el informe de los letrados de la Cámara”.

Pablo González ahondó en la crítica y reproche al Ejecutivo autonómico haciéndose eco de la coletilla a la que, asegura, ha recurrido para justificar tanto la lectura única como la urgencia. “Limitan toda su explicación a las siguientes palabras: ‘habida cuenta de la naturaleza y contenidos del texto’”.

El parlamentario popular espera que los socialistas aprovechen “para autoenmendarse y que la ley pueda ser aprobada, pero no es lo que se espera de un Gobierno que quiere solucionar las crisis de las empresas asturianas. No dan la tralla”. Pablo González abundó en el argumento de que el Principado “lleva meses haciendo caja” gracias a la carestía de la vida y la subida de precios, sin que tres meses después hayan llegado las rebajas prometidas. “Llevan meses forrándose, recaudando cientos de millones de euros por la inflación y solo van a hacer un plan raquítico, que se basa en tres patas: anticipar las ayudas al sector ganadero, incrementar el bono social térmico y esta rebaja pequeñísima de tasas que, en algunos casos, suponen apenas 10 euros”, reprochó el parlamentario popular.

“No les pasamos ni una”

El portavoz adjunto del PP dejó entrever la oposición dura que se viene en los próximos meses, con las elecciones autonómicas a apenas un año vista, por su partido. “A un Gobierno como el que tenemos no se le puede pasar ya ni una. No dan la talla, no están a la altura y no saben gestionar ni una modificación de una ley que es sencillita. Es una chapuza mayúscula”, concluyó Pablo González.

Compartir el artículo

stats