21 de abril de 2008
21.04.2008
 

PP: ideas claras para ganar

21.04.2008 | 02:00
PP: ideas claras para ganar

Hoy el PP celebra en toda España la elección de compromisarios para el congreso nacional. Es un buen momento para expresar algunos pensamientos con afán de contribuir a un debate de ideas que nos ayude a ganar no sólo el Congreso, sino sobre todo las elecciones. En primer lugar, para ganar unas elecciones generales se necesitan sobre once millones de votos, y eso sólo lo pueden conseguir partidos de amplio espectro ideológico, como el PP, que puede y debe recoger votos desde los sectores conservadores hasta los centristas, teniendo claro que es ahí, en la frontera con el PSOE, donde se deciden las elecciones.


Por tanto, nuestra ideología debe basarse en el liberalismo, pero también en las ideas conservadoras y democratacristianas, es decir, combinar el concepto de libertad en todos los ámbitos con el concepto de igualdad de oportunidades que debe garantizar el Estado, para que después en una sociedad de mérito sean el esfuerzo y el trabajo de las personas los que las sitúen en la escala social. La estrategia política no debe basarse ni en una sumisión al Gobierno ni en una oposición radical, sino en una oposición selectiva y rigurosa, que sepa decir no a lo que hay que decir no y sí a lo que esté bien hecho, pero ofreciendo siempre alternativas y propuestas, porque ésa es la única forma de tener credibilidad política. Las personas vendrían a continuación, y deberían ser las que mejor encarnen estos principios.

En las pasadas elecciones generales el PP no ganó, pero tampoco fueron un desastre porque el PP subió en votos diez veces más que el PSOE, y obtuvimos seis diputados más, mientras el PSOE sólo cinco. Si los resultados hubieran sido un desastre, es evidente que Rajoy debería renunciar a seguir al frente del PP, pero, al no serlo, está legitimado, si, como ha expresado, es su voluntad, a aspirar a seguir al frente del partido. Hasta ahora es el único candidato, si hubiera más habría que valorar sus propuestas, pero el debate debería basarse antes en la ideología y la estrategia y sólo después en las personas, y no al revés, que es lo que está sucediendo. Lo mismo sería aplicable a Asturias cuando toque, que no es ahora. Y todo bajo la premisa de sumar y no restar, porque todos los apoyos y votos son necesarios para derrotar a nuestro verdadero adversario político: el PSOE.


Jesús Pablo González-Nuevo Quiñones es portavoz del PP de Castrillón y candidato a compromisario para el congreso nacional.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine