08 de mayo de 2008
08.05.2008

Herida grave una anciana al desplomarse el suelo de su baño y caer siete metros

El derrumbe se produjo como consecuencia del mal estado en que se encontraba el forjado del edificio, según los técnicos municipales

08.05.2008 | 02:00

T. CEMBRANOS

Una mujer de 85 años resultó ayer herida de gravedad al desplomarse el suelo del baño de su vivienda, ubicada en el primer piso del número 4 de la calle Libertad, y caer hasta el sótano. Los hechos se produjeron en torno a las diez de la mañana. Entonces, como consecuencia del avanzado estado de podredumbre del forjado del edificio, según una primera inspección de los técnicos municipales, el suelo cedió en el momento en el que la anciana, A. R. S., se encontraba en esa estancia, se desplomó sobre la siguiente planta y después sobre el bajo. En total, siete metros. La mujer quedó atrapada entre los escombros y tuvo que ser rescatada por los bomberos después de un intenso trabajo.


Según testigos del accidente, los bomberos tuvieron que verificar, antes de penetrar en la vivienda, que el edificio estaba en buen estado, ya que podía haber riesgo de derrumbe total. En el momento de ser rescatada, la mujer presentaba una fractura de pelvis, otra en el pie izquierdo y heridas de diversa consideración en una pierna y una nalga. Fue trasladada al Hospital San Agustín, donde se le realizaron diversas pruebas para descartar lesiones internas y fue intervenida en el pie izquierdo por la tarde. Su pronóstico es reservado, según fuentes médicas. A. R. S. vivía con un hijo que, en el momento del desplome, no se encontraba en el piso, que ocupaban en régimen de alquiler.


Fue una trabajadora que acudía cada mañana a ayudarla -tenía concedido un servicio de ayuda a domicilio- la que dio la voz de alarma, después de que una vecina de otro edificio contiguo la oyese pedir auxilio. «Llamé a la puerta y no me contestaba. No me extrañé porque siempre tardaba en llegar. Entonces fue cuando la vecina me alertó», explicó ayer la trabajadora momentos después de que la mujer fuera rescatada.


En las inmediaciones del edificio se arremolinaron numerosos vecinos que lamentaron que la mujer continuara viviendo en ese piso, ya que el edificio está «en unas condiciones muy malas». «Nos temíamos que algo así pudiera pasar. La fachada está pintada, pero el interior es un auténtico desastre. La mujer no quería marcharse del piso, ya que si no su hijo no tendría donde estar; incluso le ofrecieron ir al asilo, pero nada», aseguró ayer una conocida de la víctima.


Purificación García, concejala de Servicios Sociales del Ayuntamiento de Avilés, explicó que la mujer, finalmente, había accedido hace unas semanas a trasladarse a una residencia. «Éramos conocedores de la situación de esa familia y ya estábamos tramitando toda la documentación. Ahora, cuando la mujer salga del Hospital, si ya están arreglados todos los papeles, irá a una residencia y a su hijo le daremos un lugar donde vivir; si no, buscaremos una alternativa para ambos», explicó la edil. La Policía Local, tras el desplome, precintó el inmueble. «En los próximos días los técnicos municipales harán una inspección más exhaustiva del edificio y se tomará una decisión técnica con las medidas que deberá adoptar el propietario del inmueble», señaló José Alfredo Iñarrea, concejal de Urbanismo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine