21 de mayo de 2008
21.05.2008

Testigos de la historia, en el olvido

Arama insiste en que Soto proteja las fortificaciones de la guerra civil

21.05.2008 | 02:00
Integrantes de Arama, en su última visita a las fortificaciones del concejo.

Riberas, Ignacio PULIDO

La Asociación para la Recuperación de la Arquitectura Militar Asturiana 1936/1937 (Arama) continúa en su lucha por la salvaguarda y recuperación de las cincuenta fortificaciones de la guerra civil con las que cuenta el concejo sotobarquense. «Se propuso al Ayuntamiento la puesta en valor de estos bienes pero, a día de hoy, el proyecto sigue en el aire. Seguimos luchando porque ese medio centenar de fortificaciones sean incluidas en el catálogo urbanístico y no sólo las que se encuentran en Ranón y en Barganaz, como se pretende», afirmó Enrique Menéndez, secretario de Arama, en una reciente visita a las fortificaciones sotobarquenses.


El colectivo considera que estas construcciones pueden constituir un reclamo turístico y pone como ejemplo al Ayuntamiento de Candamo. «Sería ideal potenciar la riqueza de estos elementos a través de las rutas. Sin ir más lejos, el Ayuntamiento de Candamo está poniendo en marcha proyectos consistentes en la adecuación de las fortificaciones como reclamo turístico. Una iniciativa de estas características no supone una gran inversión y es de gran atractivo tanto paisajístico como cultural, ya que la mayoría de las fortificaciones se encuentran en pleno entorno natural», añadió Menéndez. Para el colectivo, en Asturias existe un patrimonio muy rico pero falta iniciativa para conservarlo y explotarlo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine