15 de mayo de 2012
15.05.2012

El Principado advierte de que la prórroga de Presupuestos impide la nueva Escuela de Arte

«No podemos licitar la obra porque no está prevista en las cuentas del año pasado», aseguró Álvarez-Cascos

12.03.2012 | 01:00

E. CAMPO

La nueva sede de la Escuela Superior de Arte de Asturias va camino de convertirse en la obra del Escorial. La prórroga presupuestaria del Principado supone un nuevo frenazo a la tramitación de un equipamiento prometido por el PSOE hace cinco años y que ya tenía que estar en funcionamiento. El Principado advierte de que esta es una de las inversiones que quedan descartadas hasta que el nuevo gobierno que surja de las urnas del 25 de marzo apruebe unos presupuestos o pacte un crédito extraordinario.


El propio presidente del Principado, Francisco Álvarez-Cascos, afirmó durante una reciente intervención en Villalegre que el Principado no puede licitar el edificio. «Esta nueva obra está pendiente de contratación, pero no podemos licitarla porque no está prevista en el presupuesto prorrogado», indicó Cascos. Otras obras avilesinas que anunció que quedaban paralizadas son la puesta en marcha de las dos unidades que faltan del Centro de Salud de Villalegre y los accesos al puerto.


Fue el entonces consejero de Cultura, el socialista José Luis Iglesias Riopedre, quien prometió en campaña construir un edificio de nueva planta para ubicar las dos ramas de estudios de la Escuela Superior de Arte: Diseño (actualmente en Camposagrado) y Restauración (ubicada en el antiguo instituto de Valliniello). Fue preciso que el Ayuntamiento de Avilés se hiciera con una parcela situada entre el parque empresarial Principado de Asturias y el Niemeyer para luego cederla al Ayuntamiento, y eso ya supuso un retraso considerable. Después se convocó el concurso de proyectos, que el propio Riopedre anuló por razones presupuestarias, provocando el descontento de los equipos de arquitectos que participaron en la selección y que llegaron a acudir a los tribunales. Fue en ese punto cuando el Ayuntamiento de Avilés -tras una agónica negociación entre PSOE e IU para mantener el pacto- decidió aportar 2 millones de euros para que se construyera la nueva sede como estaba previsto.


Justo antes de que finalizara el anterior mandato, Ayuntamiento y Principado firmaron un convenio de colaboración para consetruir el equipamiento, con unas anualidades que se modificaron recientemente. Así, el Ayuntamiento tendría que aportar 250.000 euros en 2012, un millón en 2013 y 750.000 euros en 2014. El Principado, mientras tanto, comprometió 10.000 euros en 2011, un millón de euros en 2012, 1.740.000 euros en 2013 y 1.250.000 euros en 2014.


Los alumnos de las enseñanzas artísticas se han manifestado en reiteradas ocasiones, tanto en Avilés como en Oviedo, para demandar la sede definitiva de la Escuela Superior. Los estudiantes de Restauración son los más afectados por la situación actual, ya que aseguran que las instalaciones se encuentran en una situación «lamentable». El antiguo instituto de Valliniello está prácticamente vacío, ya que los estudios de Formación Profesional se trasladaron hace dos años al antiguo Suanzes.


Un motivo más de zozobra para los estudiantes de la Escuela de Arte es la sentencia del Tribunal Supremo que pone en entredicho las titulaciones de grado que oferta el centro. El texto resuelve un pleito iniciado por varias facultades de Bellas Artes que recurrieron un desarrollo de la Ley Orgánica de Educación (LOE) que otorga a las enseñanzas artísticas la denominación de «grado». El alto tribunal entiende que el cambio de nombre debería haberse hecho en la propia ley, y no en un decreto de desarrollo de la norma. Así, en base a esta sentencia las enseñanzas artísticas pierden la consideración de grado universitario. En Asturias esta decisión afecta no sólo a la Escuela Superior de Arte de Avilés, sino también a la Escuela Superior de Arte Dramático de Gijón y al Conservatorio de música Martínez Torner de Oviedo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine