24 de mayo de 2012
24.05.2012

Una sentencia obliga a la «readmisión inmediata» de una trabajadora municipal

USIPA se querellará contra la Alcaldesa por «acoso laboral» a la empleada

24.03.2012 | 01:00

Piedras Blancas,


I. MONTES


Una sentencia judicial obliga al Ayuntamiento de Castrillón a readmitir a una trabajadora y a abonarle los salarios dejados de percibir desde su despedido el 31 de octubre de 2011. El fallo judicial del pasado día 21 es uno más de los que da la razón a Lorena Blanco desde su primer despido en 2008. «Estimando la demanda de Lorena Blanco contra el Ayuntamiento, se declara nulo el despido impugnado del que ha sido objeto la demandante al considerar que el mismo es contrario a su derecho fundamental de tutela judicial y se condena al Ayuntamiento a la inmediata readmisión de la trabajadora», dice el fallo.


Manuel Mendoza, de la Unión de Sindicatos Independientes del Principado de Asturias (USIPA), explicó ayer que la próxima semana presentará una querella contra la alcaldesa, Ángela Vallina (IU), por acoso laboral. «Después de varias sentencias judiciales que acreditan los derechos de la trabajadora vamos a presentar una querella contra la alcaldesa de Castrillón basándonos en el artículo 173 del Código Penal que hace referencia al acosos laboral y vamos a solicitar para Ángela Vallina penas de un año de prisión e inhabilitación para cargos políticos», explicó Mendoza.


El pasado mes de febrero el juzgado de lo Social número 2 de Avilés condenó al Ayuntamiento al pago de una indemnización de 4.600 euros por «vulnerar su derecho fundamental a la dignidad». Asimismo, otra sentencia anterior condenó al Ayuntamiento a una indemnización de 3.000 euros por ser despedida del puesto de intermediación laboral y al pago de un sueldo de 40 euros al día durante el tiempo que no fue readmitida. El Ayuntamiento puede interponer recurso de súplica.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído