03 de noviembre de 2012
03.11.2012
 
Corvera

Solís sale de la «caleya» digital

El Ayuntamiento destinará parte de una subvención de Cogersa a ampliar la velocidad de internet en la parroquia

03.11.2012 | 01:00
Un grupo de vecinos de Solís y Campañones conversa con Iván Fernández y el informático municipal.

Nubledo,


Illán GARCÍA


Las poblaciones rurales tienen serias dificultades para adaptarse a las nuevas tecnologías e internet. Las compañía dedicadas a este fin se guian por parámetros económicos y eso dificulta que núcleos como Solís y Campañones, con 150 viviendas y 430 vecinos, puedan acceder a internet a una velocidad «aceptable». El Ayuntamiento de Corvera, en colaboración con las asociaciones vecinales de la parroquia, ha querido poner remedio a esta situación y por ello destinará parte de una subvención que concede Cogersa a mejorar la red de internet en la parroquia más al sur del concejo.


«La ayuda concedida asciende a unos 40.000 euros, de los que se destinarán unos 20.000 para desarrollar este proyecto», explicó ayer el concejal de Hacienda y Servicios Generales, Iván Fernández, acompañado por vecinos de Solís y Campañones. «Estamos en el siglo XXI y la zona rural también tiene que estar adaptada a las nuevas tecnologías», añadió el también portavoz municipal del PSOE.


El sistema que se utilizará para ofrecer una conexión a internet «digna» a los usuarios de esta parroquia. Actualmente, los internautas de Solís pueden navegar a dos megas de velocidad como máximo teniendo en cuenta que una de las operadoras más utilizada por los asturianos ofrece unos veinte megas de velocidad. La intención es que esos megas se incrementen hasta cinco con la instalación del nuevo sistema.


«Para el despliegue de esta red es necesaria la instalación de una infraestructura que consiste en una serie de antenas repetidoras llamadas supernodos situadas en puntos estratégicos como Campañones, Solís y el pico Gorfolí además de una serie de antenas individuales en los nodos situados en las propias viviendas», explicaron ayer fuentes municipales. Es decir, que cada usuario ha de comprar su propio receptor de señal si desea disfrutar de este servicio de internet de banda ancha.


Los internautas navegarán en la red mediante «guifi.net», una red de telecomunicaciones libre en la que los usuarios, al irse conectando a ella, extenderán internet posibilitando a otros usuarios su incorporación a la red. Según Iván Fernández, este sistema que se pretende aplicar en la parroquia de Solís en los próximos meses es «pionero en Asturias».


Los vecinos, por su parte, vieron con buenos ojos que el Ayuntamiento de Corvera invierta parte de la subvención que Cogersa da anualmente a Campañones a toda la parroquia. «Si queremos fijar población, los vecinos han de contar con los servicios básicos», señaló el concejal de Hacienda y Servicios Generales, que destacó además que la actuación ya fue aprobada en la última reunión de la junta de gobierno local.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook