15 de enero de 2014
15.01.2014

En libertad con cargos el sospechoso de violación en el entorno de la ría de Avilés

La víctima, que involucró a un trabajador de las fuerzas de seguridad del Estado, cambió su versión a lo largo de la investigación

15.01.2014 | 12:55

El hombre que había sido detenido como sospechoso de una supuesta violación en el entorno de la ría de Avilés ha quedado en libertad con cargos. La denunciante cambió su versión de los hechos a lo largo de la investigación, según las fuentes consultadas. Las mismas fuentes señalaron que el denunciado es trabajador de las fuerzas de seguridad del Estado.

La mujer supuestamente agredida en el entorno de la ría a primera hora de la mañana del pasado domingo fue atacada poco después de salir del coche de unos amigos, según relató la víctima a los investigadores.

El suceso se registró en torno a las siete de la mañana del domingo, en una calle del área industrial de la ría, en la Travesía de la Industria. En medios próximos a la investigación señalaron que la mujer relató que la noche anterior había estado en una fiesta y que se quedó a dormir en casa de un amigo.

Siempre según la misma versión, cuando se despertó se dirigió a su casa y se subió en el coche de unos amigos, pero por causas que no han trascendido se bajó del vehículo. Poco después se encontró con un hombre de unos treinta años y de piel morena, que la arrastró, la atacó y supuestamente la agredió sexualmente.

A continuación salió corriendo, siempre según el mismo relato, y se encontró con unos amigos que la llevaron a las dependencias de la Policía Local. Los agentes alertaron a la Policía Nacional, que activó el protocolo que se utiliza en los casos de agresión sexual. La mujer fue trasladada al Hospital San Agustín, donde le realizaron las pruebas pertinentes y se le tomaron muestras biológicas para su posterior análisis. La Policía Nacional investiga desde entonces las circunstancias de la agresión denunciada y busca al hombre que responde a la descripción facilitada por la víctima, según fuentes próximas a la investigación.

Los vecinos del entorno donde se produjo la presunta violación denunciaron hace meses la falta de seguridad en la zona, especialmente los fines de semana. Incluso plantearon organizar rondas nocturnas ciudadanas. La situación se había normalizado en las últimas semanas. "En el último mes y medio no tuvimos altercados, llevábamos un tiempo tranquilos", señaló un portavoz vecinal.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook