05 de diciembre de 2016
05.12.2016

Somos e IU tachan el presupuesto de continuista y falto de apoyo a lo público

La oposición confía en que el gobierno esté dispuesto a negociar: "Espero que no sea un 'lo tomas o lo dejas' ", afirma Rodríguez de la Torre (PP)

05.12.2016 | 03:08

Si algo tienen claro los grupos más a la izquierda del Ayuntamiento de Avilés -Somos e Izquierda Unida- es que el presupuesto presentado el pasado sábado por el gobierno socialista es "continuista". "Casi todo lo que criticamos en los presupuestos del PSOE está en el ADN del Partido Popular", aseveró ayer Primitivo Abella, concejala de Somos Avilés. La propuesta del gobierno, de 65,7 millones de euros, incrementa las partidas de casi todas las áreas municipales, excepto en Régimen Interior. Eso no satisface tampoco a IU, que ve cómo "una vez más, falta el compromiso con la defensa del empleo público y de la gestión publica".

Los partidos más a la derecha del espectro político -PP y Ciudadanos- son más cautos a la hora de hacer una primera valoración de las cuentas y esperan a iniciar la negociación con el PSOE. Eso sí, Carlos Rodríguez de la Torre, portavoz popular, está preocupado por las partidas de Festejos y Deportes, "áreas gestionadas por una concejala que acaba de ser reprobada por toda la oposición".

Pese a sus reticencias, todos los partidos se han mostrado proclives a conversar con el PSOE para intentar alcanzar un acuerdo. Eso sí, la sombra de la moción de confianza es alargada y más aún por lo "ajustado de los tiempos" ya que el gobierno quiere sacar adelante el documento económico de 2017 antes de que finalice este año. "Todo indica que la hora de ruta es ir a la moción de confianza", afirmó Alejandro Cueli, portavoz de Izquierda Unida.

"Lo que queremos es empezar a trabajar. El PP parte de la mejor de las predisposiciones para debatir, negociar y llegar a conclusiones", aseguró ayer Rodríguez de la Torre, portavoz del PP. Pese a esa buena predisposición, el concejal popular teme que el gobierno esté llevando a cabo una "puesta en escena" de cara a esa moción de confianza y más después de unas declaraciones de la alcaldesa, Mariví Monteserín, reconociendo las dificultades para alcanzar un acuerdo. "Esperemos que esto no sea un lo tomas o lo dejas, como ya nos tienen acostumbrados en otros momentos", confió Rodríguez de la Torre.

"Primavera de amor"

Para Primitivo Abella, concejal de Somos, la propuesta del PSOE refleja "continuidad en las cuentas para una política continuista". "Gastaremos un poco más porque el gobierno central afloja un poco y porque la lotería de los fondos europeos este año dejó pedrea en Avilés. Más allá del crecimiento en obras de urbanización no hay grandes novedades", aseguró. El edil calificó el documento como un "remake" de los rechazados para 2016.

Abella teme que la actitud del gobierno hacia las propuestas de Somos sea gélida, como ya sucedió con las ordenanzas fiscales. "Tal vez se consolide la primavera del amor que iniciaron PP y PSOE en el debate de las tasas e impuestos", añadió. El concejal de Somos explicó que su partido condicionará el apoyo al presupuesto "a un mínimo gesto hacía otros puntos de vista, hacia otras formas de entender el papel de una administración local". "A eso que la concejala de Hacienda llama excusas, el grupo municipal de Somos prefiere llamarlo principios", aseveró. Y concluyó: "El presupuesto viene acompañado de una amenaza: 'si no jugáis con mis reglas me llevo el Scattergories'. Si no se acepta iremos a la moción de confianza y entonces tendríamos que ponernos de acuerdo con el PP para un nuevo gobierno en la ciudad y un nuevo presupuesto. Más fácil sería hacer un reloj con un sacacorchos. Nos separa un océano ideológico".

"Giro a la izquierda"

Alejandro Cueli lamentó que el gobierno siga primando en las cuentas las "privatizaciones de servicios, que siguen creciendo". "Nosotros entendemos que deberían ser gestionados desde lo público, potenciando las brigadas municipales y/o la Empresa Municipal de Servicios. No soy optimista en que el giro a la izquierda que IU lleva años pidiendo, se plasme tampoco en la negociación de estos presupuestos. Tenemos modelos de gestión pública antagónicos. Se constata una vez más que el PSOE e IU no compartimos modelo de ciudad", aseveró. Cueli advirtió al PSOE de que "tendrán que picar en otra puerta" si siguen apostando "por destruir" la gestión pública.

Carmen Pérez Soberón, portavoz de Ciudadanos, por su parte, mostró su disposición para intentar acordar el presupuesto con el PSOE y, para ello, hará una batería de propuestas, sobre todo centradas en el área de desarrollo y estrategias de crecimiento económico y en servicios urbanos. "En este mandato tenemos que tener definido cómo queremos crecer y qué modelo queremos tener. En ese sentido, las inversiones son fundamentales. Haremos algún planteamiento, aunque la agenda de plazos es absolutamente apurada. El gobierno presentó tarde el presupuesto, aunque mejor que el año pasado", aseguró. Pérez Soberón mostró su confianza en que el PSOE se muestre "abierto y negociador".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook