18 de febrero de 2018
18.02.2018

La Semana Santa pierde el vía crucis del Jueves Santo por falta de asistentes

El cartel estará dedicado al Cristo de Jesusín de Galiana

18.02.2018 | 02:25

La Semana Santa de Avilés se quedará sin el vía crucis del Jueves Santo. El camino de la pasión no entrará dentro del programa por falta de asistentes. Esta tradición local se remonta a la década de los años cincuenta y había sido recuperada hace apenas tres años. "La primera edición fue un éxito, pero progresivamente fue perdiendo audiencia, por lo que hemos decidido no salir este año", confirmó ayer Rufino Arrojo, presidente de la Junta de Cofradías.

La explicación a esta pérdida de afluencia también la aportó Arrojo, en la presentación de la Semana Santa, que tuvo lugar en la iglesia vieja de Sabugo. "Es a las doce de la noche, suele hacer frío. Esta decisión es algo dolorosa, pero necesaria", apuntó. "No podíamos cambiar el vía crucis de fecha porque en el calendario no hay mucho margen", argumentó el presidente. Sin ir más lejos, ese mismo día hay programadas dos procesiones, la del Beso de Judas y la del Silencio. No obstante, los fieles y seguidores de las fiestas religiosas avilesinas, de interés regional, podrán seguir disfrutando de los vía crucis particulares en el interior de cada templo.

La presentación, durante la que actuó el cuarteto de viento del Conservatorio Julián Orbón, también sirvió para dar a conocer el cartel de la Semana Santa, que este año está dedicado a la Cofradía Jesusín de Galiana. La imagen ilustrativa es el Cristo de ese colectivo, la única obra del afamado escultor conquense Luis Marco Pérez en Asturias. "Es una maravilla de imagen porque la escultura goza de todo lujo de detalles", destacó Arrojo. La otra novedad será la entrega de un pequeño, pero muy cariñoso obsequio, a los impulsores de la Semana Santa avilesina: una miniatura de la iglesia de Jesusín de Galiana.

Manuel Campa, concejal de Promoción Turística, asistió al acto y definió estas fiestas religiosas como "una muestra del pasado milenario de la Villa" y un ejemplo de "cómo ha cambiado Avilés en las últimas décadas". La Semana Santa de 2018 abarcará buena parte del mes de marzo, con actividades de diferente tipo entre el 3 de marzo hasta el último día de ese mes.

Las procesiones arrancarán con el tradicional paso de La Borriquilla, el Domingo de Ramos. A partir de esa jornada, les llegará el turno a la de Jesús Cautivo, el Lunes Santo; la de San Pedro, el Martes Santo; la del Santo Encuentro el Miércoles Santo; las del Beso de Judas y el Silencio el Jueves Santo; la de la Virgen de la Soledad el Viernes Santo y la de la Resurrección el Domingo de Resurrección. Además, el pregón correrá a cargo del arqueólogo Javier Menéndez y tendrá lugar el 18 de marzo en la iglesia de San Nicolás de Bari. Por otra parte, la exposición de hábitos y enseres estará abierta al público casi a lo largo de todo el mes. Este año se celebrará en el Museo de la Historia Urbana de Avilés.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook