16 de mayo de 2018
16.05.2018

La residencia de mayores de Piedras Blancas ya está a pleno rendimiento

El geriátrico celebra el tercer aniversario de su apertura a la espera de poder contar con la financiación para cubrir las plazas del centro de día

16.05.2018 | 04:01
Por la izquierda, Yasmina Triguero y Graciela Blanco, ayer, en la residencia de Piedras Blancas.

La residencia de mayores Fuente del Villar de Piedras Blancas, la primera pública de Castrillón, celebró ayer el tercer aniversario de su apertura a pleno rendimiento. Las 120 plazas de usuarios están cubiertas, según señaló en una visita Graciela Blanco, directora de Establecimientos Residenciales para Ancianos (ERA). Blanco acudió a la fiesta de aniversario junto con la alcaldesa, Yasmina Triguero.

"La residencia se abrió en 2015 por fases y ahora está a pleno rendimiento, no queremos que nadie se quede fuera", indicó Blanco. El complejo incluye también un centro de día con 28 plazas de las que hay ocupadas 15. "Hay lista de espera para el centro de día en el que quedan 13 plazas por cubrir que teníamos proyectado cubrirlas este año, se ha retraso por la falta de presupuestos regionales pero esperamos cubrirlas en diciembre", dijo.

Blanco manifestó que una vez que el centro de día esté a pleno rendimiento se realizarán nuevas contrataciones de personal, al menos dos auxiliares y un psicólogo que se sumaran a los 17 trabajadores actuales.

La Alcaldesa defendió el funcionamiento de la residencia pública y, coincidió con la directora del ERA en destacar la colaboración entre ambas administraciones. "Es una residencia con servicios dignos y los puestos de trabajo son dignos. Los usuarios están satisfechos", indicó Triguero. La directora del ERA y la Alcaldesa rechazaron las críticas "que intentan desprestigiar las residencias públicas".

La construcción de la residencia Fuente del Villar fue adjudicada por el entonces Gobierno regional de PSOE e IU en abril de 2010 a la empresa Acciona en 5 millones de euros (el coste total superó los 6 millones) y un plazo de ejecución de 15 meses que también se superó con creces ya que se abrió en marzo de 2015.

El edificio se levanta en una parcela de 9.000 metros cuadrados en la zona del Villar, en la que el Ayuntamiento es propietario de un total de 20.000 metros cuadrados. La residencia cuenta con 57 habitaciones dobles y seis sencillas. Cuenta, entre otras instalaciones, con lavandería, cocinas, comedores, salas de estar, enfermería, podología, sala mortuoria y cafetería.

La directora de la residencia Carmen Selán, los residentes y los invitados participaron ayer en una misa en la residencia y en una comida. Las panderetas del grupo de Eva Tejedor y la música de las gaitas animaron una jornada festiva.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído