13 de septiembre de 2018
13.09.2018

El nuevo abogado de Natalio Grueso renuncia a su defensa a once días del juicio del "Caso Niemeyer"

El letrado José René Alperi alega "discrepancias irreconciliables" con su cliente - Su predecesor, Pelayo Mijares, renunció a finales de julio

13.09.2018 | 21:07
Natalio Grueso, ante los juzgados de Avilés.

Nuevo revés en vísperas del juicio del "Caso Niemeyer". El abogado de oficio del acusado que afronta la mayor pena (el exdirector de la Fundación del centro, Natalio Grueso) ha presentado hoy su renuncia a la defensa alegando "discrepancias irreconciliables" con su cliente, según ha podido saber LA NUEVA ESPAÑA.

El letrado José René Alperi asumió el caso de oficio a un mes del inicio de la vista, como adelantó este periódico, tras la renuncia a la defensa del letrado Pelayo Mijares, y pidió de forma reiterada la suspensión alegando falta de tiempo material para preparar una causa compuesta por 20.000 folios en pocas semanas. La Audiencia Provincial aún no ha resuelto si mantiene la fecha de juicio, cuyo inicio está señalado para el próximo día 24 de septiembre, y el nuevo defensor ha presentado su renuncia.

El "Caso Niemeyer" echó a andar en diciembre de 2012 a petición de la entonces consejera de Cultura del Principado, la socialista Ana González. Después de una larga instrucción, el juicio quedó finalmente señalado la pasada primavera para el mes de septiembre. El que fue durante todo ese tiempo abogado de Grueso, Pelayo Mijares, presentó a finales de julio su renuncia alegando "discrepancias insalvables e irreconciliables" con el exgestor cultural tras haber "desaparecido la relación de recíproca confianza exigible", entre ellos. La Sección Tercera decretó hábil el mes de agosto y Grueso acabó solicitando un abogado de oficio. Le tocó a José René Alperi, que también ha renunciado.

La Fiscalía pide once años de cárcel para Grueso por un presunto delito continuado de malversación, falsedad en documento mercantil y delito societario. Hay otros cuatro acusados: el agente de viajes J. M. V. R., que afronta ocho años; el exsecretario de la Fundación Niemeyer, José Luis Rebollo, que se enfrenta a dos años y tres meses; la exmujer de Grueso, para la que piden dos años y medio, y el exjefe de producción del Niemeyer, que se enfrenta a un año y medio.

El fiscal detalló en un escrito una supuesta trama fraudulenta de falsificación de facturas. Sostiene que Natalio Grueso realizó, con la absoluta confianza de la Fundación del Centro Niemeyer, sabedor de la "falta de supervisión y control económico" y con la ayuda y colaboración de J. M. V. R, "una serie de gastos, unos totalmente ajenos a la Fundación (de ocio) y otros de dudosa vinculación, que cargó al presupuesto del Niemeyer". Para ello, prosigue, ambos bien "crearon facturas totalmente falsas" bien "alteraron sus conceptos" con el fin de que "no se reflejasen en las cuentas anuales" de la entidad o que lo hiciesen "bajo conceptos ficticios". El fiscal también concluye que se pagaron viajes ajenos al personal de la Fundación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook