18 de mayo de 2019
18.05.2019
Elecciones Asturias 2019

La pobreza no entiende de siglas

Los partidos escenifican en un acto su voluntad de elevar la calidad de la atención social y reducir la exclusión, sobre todo, de mujeres y mayores

18.05.2019 | 02:24
Antonio Rañón, Alfonso Araujo, Susana García, Llarina González, Yolanda Alonso, Agustín Sánchez y Esther Llamazares, ayer, en la mesa redonda que organizó la Fratenidad de Francisco.

Que el candidato a la Alcaldía de un partido diferente al que ha ocupado el gobierno local durante los últimos 16 años -Alfonso Araujo, número uno de UCIN- diga en plena campaña electoral que los servicios sociales de Avilés "son como para sentirse orgullosos" o que la actual concejala de ese área, la socialista Yolanda Alonso, asuma un planteamiento crítico de la candidata a la Alcaldía del PP, Esther Llamazares, y tome nota para corregirlo evidencian el alto grado de consenso existente en la ciudad sobre la problemática de la pobreza, la exclusión, la integración y, en general, todas las situaciones de necesidad que pasan las familias más desfavorecidas.

El lema "Avilés no deja a nadie atrás" lo suscriben unánimemente todos los partidos, o al menos eso dieron a entender ayer en una mesa redonda organizada por la Fraternidad de Francisco representantes de siete de las candidaturas que concurren a los comicios locales; no respondieron a la invitación Vox y el PCTE. Los cabezas de lista del PP y UCIN, Esther Llamazares y Alfonso Araujo, respectivamente, compartieron charla -que no debate, como se encargó de resaltar la organización- con Yolanda Alonso, del PSOE; Llarina González, de Cambia Avilés; Antonio Rañón, de Ciudadanos; Agustín Sánchez, de Ganemos; y Susana García, de Foro. El acto fue tan distendido como constructivo, otro indicador de que en materia de atención social los políticos avilesinos están más por la labor de sumar que de confrontar.

Como los datos referidos a la pobreza y la exclusión social son palmarios -un 12,6% de los asturianos pasa necesidades severas y otros 170.000 corren el riesgo de caer en ese pozo-, los políticos avilesinos dicen estar por la labor de mejorar y reforzar en la medida que las posibilidades económicas lo permitan la estructura local de atención social. Y a este respecto, sí que las ideas van por derroteros diferentes.

Esther Llamazares abogó por soluciones a la carta para cada problemática y por evitar la estigmatización de los beneficiarios de la atención social, que fue precisamente el guante que recogió Yolanda Alonso: "Efectivamente, hay previsión de avanzar en ese sentido, por ejemplo, en la tramitación de las ayudas contra la pobreza energética: cambiaremos el modo de acceder a ellas para simplificarlo y que no dependa de Asistencia Social sino de Vivienda".

Ganemos centró buena parte de su discurso en dar más apoyo a los inmigrantes, legales o no; Foro puso el acento en la gente mayor que vive sola y Cambia Avilés expresó su intención de atacar el problema de la feminización de la pobreza. Y todo en un clima de concordia y aparente voluntad de entendimiento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook