Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

MARIVÍ MONTESERÍN | Candidata del PSOE

"La dificultad para entendernos con otras fuerzas de izquierda es por su intransigencia"

"He pateado los barrios, muchas veces de incógnito; conozco su realidad y sé que, aunque no es perfecta, tienen buenas infraestructuras y servicios en líneas generales"

Para ver este vídeo suscríbete a La Nueva España o inicia sesión si ya eres suscriptor.

La carrera política de Mariví Monteserín Rodríguez (Boal, 1959) comenzó, descontando su precoz militancia en el PSOE, en 1983, cuando fue elegida concejala de Avilés, un cargo que mantuvo hasta 1999. Fue diputada de las Cortes por Asturias entre 2004 y 2015, año en que la lista que ella encabezaba ganó las eleccioneslocales y

- Las encuestas apuntan a que tiene la victoria en el bolsillo.

-Para nada. La victoria, de producirse, llegará el domingo y para lograrla es importante concienciar a la gente de que es importante ir a votar. Y lo es por lo mucho que nos jugamos en Europa, en Asturias y en Avilés, que necesita para seguir avanzando de sintonía con las administraciones regional y nacional.

- Aparte de las suyas, ¿ha oído ideas o proyectos interesantes en la campaña electoral?

-Me congatula que otros partidos empiecen a creerse la imporancia del parque científico-tecnológico de la ría aunque en su día no lo hubieran apoyado.

- ¿Qué le sugiere el hecho de que 7 de las 9 candidaturas que optan a gobernar tengan mujeres al frente?

-Que por fin los partidos incorporan con normalidad los criterios de la Ley de igualdad, que en su día contribuí a aprobar. Hoy en día esto se ve con normalidad, pero para haber llegado aquí y generar hábito esa ley fue crucial.

- ¿Cuánto de su programa está fiado a la inercia de anteriores gobiernos del PSOE?

-No hay rentas ni inercias. Es cierto que algunas de nuestras propuestas programáticas engarzan con un modelo de ciudad que lleva muchos años gestionado por gobiernos socialistas -caso del centro formativo de especialización industrial-, pero lo que hacen es implementar, actualizar o mejorar lo que ya tenemos porque los tiempos van cambiando y surgen nuevas necesidades u oportunidades.

- Los barrios centran gran parte del discurso electoral, ¿será porque se acuerdan ustedes, los políticos, de Santa Bárbara cuando truena?

-En lo que a mí respecta, he sido alcaldesa de media jornada en el despacho y otra media en la calle. Me gusta mucho Avilés y he pateado sus calles y sus barrios, muchas veces de incógnito. Por tanto, conozco la realidad de los barrios y sé que aunque no es perfecta tienen buenos servicios e infraestructuras en términos generales. A más, el gobierno tiene una interlocución fluida con las asociaciones de vecinos y fruto de esa buena relación hemos detectado necesidades que serán atendidas en la medida de las posibilidades.

- Su gobierno de ocho concejales, obligado a negociar acuerdos por su debilidad, se entendió mejor con la derecha que con partidos más afines al PSOE, como Podemos e IU (ahora Cambia). ¿Me lo explica?

-La verdad es que en este mandato tuvimos más acuerdos con la ciudadanía y los organismos públicos que dentro del Pleno. Las dificultades para entendernos con esos partidos que cita tienen que ver con su intransigencia en las condiciones que imponen, caso de la remunicipalización de servicios; con que actúan de modo muy diferente a lo que hacen en otras partes y con que aquí, la izquierda pasa por ser "anti PSOE".

- ¿Y eso va a cambiar?

-Sin hacer juicios previos, nada parece indicar tal cosa. Yo incluso creo que si consiguieran aliados para ello desalojarían al PSOE del gobierno.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats